8 formas de proteger la salud de tu boca mientras recibes quimioterapia

iStock_000004321543XSmall

El mismo tratamiento que recibes para combatir el cáncer y salvar tu vida, tiene efectos secundarios en todo el organismo, incluyendo la boca. Cambios en el sentido del gusto, infecciones, resequedad, dolor en las encías o la lengua son algunos de los que se pueden presentar.  Pero no te asustes: solamente conviene que estés preparado(a) y sepas cómo aliviarlos.

Si la quimioterapia es uno de los tratamientos que te han indicado para combatir el tipo de cáncer que te afecta, tienes que saber que al tiempo que ésta elimina las células cancerosas, algunos tipos de quimioterapia pueden ocasionar  una serie de efectos secundarios en el cuerpo, y entre ellos, podría haber cambios en la boca: en los dientes, en las encías, en los tejidos blandos y húmedos, así como en las glándulas salivales.

No todos los pacientes que reciben quimioterapia experimentan ni los mismos efectos ni con la misma intensidad.  Eso depende del tipo de medicamentos que reciben (hay decenas de ellos y se combinan de manera diferente según el tipo de cáncer). También depende de la dosis y de la manera en que el cuerpo de cada paciente reacciona ante el o los medicamentos.  La mayoría de los efectos desaparecen al terminar los ciclos de tratamiento o durante un corto tiempo después. Por lo general, cuando se presentan, éstos son algunos de los efectos:

  • Cambios en el sentido del gusto.  Los alimentos o te parecerán insípidos o adquirirán un sabor amargo.
  • Dolor generalizado en la boca y en las encías.
  • Sequedad en la boca.
  • Lengua inflamada o que se despelleja
  • Mayor probabilidad de desarrollar infecciones en la boca, ya que la quimioterapia disminuye el sistema de defensas (inmunológico) y su capacidad de combatir las infecciones bacterias, por lo que se pueden propagar fácilmente una vez que aparecen.
  • Úlceras o aftas bucales

Tu oncólogo (el médico especialista en cáncer) o las enfermeras de oncología a cargo de tus tratamientos, pueden darte detalles más específicos acerca de los efectos que podrías experimentar de acuerdo a los medicamentos que te haya recetado tu médico, así como los pasos que puedes tomar para aliviarlos. Pero a grandes rasgos, aquí tienes un pequeño resumen de lo que puedes hacer para proteger tu boca mientras recibes la quimioterapia:

  1. Visita al dentista antes de comenzar el tratamiento para que detecte y resuelva cualquier problema antes de que se debilite tu organismo y a que  bajen tus defensas.  Si es posible, haz también una cita para que te hagan una buena limpieza.
  2. Si tienes una prótesis dental, pídele a tu dentista que la revise y que compruebe que se ajusta bien a tu boca de forma que no irrite tus encías y no te lastime (que no te cause heridas).
  3. Ya durante el tratamiento, revisa tu boca con frecuencia, es necesario que lo hagas a diario. Si detectas enrojecimientos, aftas o heridas, repórtaselo a tu oncólogo. Es posible que necesites tomar antibióticos.
  4. Es importante que mantengas la boca lo más húmeda posible para contrarrestar la resequedad que ocasionan los medicamentos.  Bebe mucha agua, chupa cubitos de hielo o usa un sustituto para la saliva (tu dentista, tu oncólogo o el farmacéutico te pueden asesorar y decirte si te conviene hacer otra cosa).
  5.  Ningún momento es bueno para una infección en la boca, pero éste es el peor de todos. Por eso la higiene bucal es más necesaria que nunca.
    • Usa un cepillo de cerdas blandas para que no irrites tus encías
    • Usa el hilo dental con mucho cuidado para evitar el sangrado y
    • Evita usar enjuagues bucales muy fuertes o que contengan alcohol.
    • Si hay partes de las encías que se inflaman o sangran más que las demás, sigue usando el hilo dental en el resto de la boca.
  6. Si se te inflama la boca, es preferible que ingieras alimentos húmedos o blandos, como purés, sopas o jugos (zumos) de fruta.  Divide los alimentos sólidos en porciones pequeñas y mastica con cuidado para que sea más fácil tragarlos.
  7. Evita alimentos crujientes o tostados que puedan rozar las encías o los costados de la boca, así como muy condimentados, muy ácidos o demasiado calientes.
  8. Definitivamente no debes ni fumar  ni consumir bebidas alcohólicas.

Aunque cada día los tratamientos de quimioterapia son más efectivos y se buscan nuevas formas de contrarrestar los efectos secundarios que producen, éstos son parte del proceso.  Mantén una buena comunicación con tu oncólogo y tu dentista para que la salud de tu boca se vea lo menos perjudicada posible durante este proceso que es necesario para tu recuperación.

Imágen © iStockphoto.com / Dawn Poland

Déjanos tu Comentario

6 Comentarios

  1. melva guadalupe zapata espinoza
    Publicado 15 noviembre, 2012 en 6:05 am | Permalink

    Gracias por sus publicaciones de prevencion, pero en alguna oportunidad podrian enviar publicaciones referente despues del cancer como los dolores en las articulaciones,(piernas,y brazos) los dientes y las encias gracias por la ayuda que dan con todos sus comentarios gracias, Dios lo bendiga.

  2. *isabel
    Publicado 16 noviembre, 2012 en 1:48 pm | Permalink

    MIL Y MIL GRACIAS POR ESTOS ARTICULOS, ME GUSTARIA SABER DESPUES DE LAS QUIMIOS QUE CUIDADOS HAY QUE TENER Y POR CUANTO TIEMPO QUEDA EL DOLOR EN LA PIEL?????

  3. iris almarza
    Publicado 17 noviembre, 2012 en 11:36 am | Permalink

    saludos. gracias por tan importantes textos de ayuda a toda persona que los lea. yo como paciente oncólogico siempre estoy alerta a tus mensajes. que dios la bendiga doctora.

  4. irma
    Publicado 18 noviembre, 2012 en 10:10 am | Permalink

    Dra. Aliza, de verdad, agradezco la información que nos transmite, pues tengo un sobrino político de 26 años que está enfrentando un tratamiento con quimioterapia por un tumor en el cerebro, como verá todo ésto es nuevo para nosotros y aunque de manera oral el tratamiento no parece ser tan agresivo sabemos que tiene sus efectos. y
    a son 5 días de tratamiento y en dos días empieza la radioterapia. Gracias por guiarnos en todo ésto y aumentar en todo momento la esperanza de pronta recuperación con sus consejos.

  5. Publicado 26 noviembre, 2012 en 10:57 am | Permalink

    Muy buen artículo con una información muy valiosa que en demasiadas ocasiones no se tiene en cuenta al no asociar la salud oral a otras enfermedades.
    Felicidades por vuestro trabajo.
    Un saludo.

  6. francisca
    Publicado 29 diciembre, 2012 en 4:36 pm | Permalink

    Agradezco mucho todos vuestros consejos tan humanitarios en los dificiles trances de la enfermedad que un ser humano puede atravezar, tranquilizan, guian, y enfocan muy bien al enfermo los pasos a seguir, gracias en nombre de todos los que necesitamos un consuelo y una mano amiga, que Dios los bendiga y los recompense con creces

Presentar Observaciones

Tu nombre y dirección de correo electronico nunca serán vendidos o compartidos con cualquier otra organización -- nunca.

Requerido *

Ingrese Su nombre de Credenciales

¿Olvidaste tu contraseña?

×
.