Un número elevado de mujeres sufre de la depresión postparto

iStock_000023053674XSmall_Juanmonino

Tener un bebé es la mayor alegría en la vida de muchas mujeres. Pero paradójicamente, luego del parto, es normal que muchas experimenten tristeza, ansiedad, miedos y angustia. Su nuevo papel de mamás sumado a una mezcla de hormonas, pueden causar la denominada “depresión postparto” , la cual afecta a un gran número de mujeres.

La felicidad más grande en la vida es por fin tener a tu bebé en tus brazos después de la larga espera del embarazo. ¡No se puede creer tanta alegría! Un nuevo ser humano que llega a iluminar tu vida. Durante nueve meses soñaste con este momento. O quizás más, si es que siempre soñaste con ser mamá.

De cualquier modo, esa felicidad se ve opacada en ocasiones por la denominada depresión postparto. Es común que muchas mujeres sientan melancolía, tristeza y cambios en su estado de ánimo con irritabilidad luego de dar a luz. En gran parte, las hormonas son las culpables, pues antes estaban en su nivel máximo para sostener al embarazo saludable y de repente, ¡pum! caen a la velocidad del parto.  También tiene que ver el cambio de vida tan grande que sucede cuando llega un bebé: muchas mujeres sienten ansiedad y angustia porque no saben si podrán cuidar bien a su bebito y ser buenas madres. Otras se sienten aisladas de la sociedad y se preguntan cuándo podrán tener un rato para ellas mismas o para dedicarle sólo a su pareja.

Sin duda alguna, es un período de ajustes. Ya nada será como antes, y eso no tiene por qué ser malo.  ¡Todo lo contrario! Ese nuevo ser viene a tu vida y a la de tu pareja y los tres se tienen que acoplar a la nueva dinámica y sin duda alguna, traerá las alegrías más grandes.

Sin embargo, si la tristeza luego de tener a tu bebé se alarga más de tres meses, es probable que se trate de una depresión postparto.  Los síntomas de la depresión postparto son iguales a los de depresión común, entre ellos:

  • Irritabilidad
  • Ansiedad
  • Cambios en el apetito
  • Sentirse desconectada
  • Falta de interés en las actividades que antes te agradaban
  • Dificultad para concentrarse
  • Dificultad para dormir
  • Pensamientos suicidas
  • Dificultad para funcionar en el día a día, ya sea haciendo tareas del hogar o en el trabajo.

Además, una mamá que tiene depresión postparto también  puede sentirse incapaz de cuidar a su bebé; puede tener temor de quedarse sola con el bebé; puede o preocuparse en exceso o muy poco por el bebé; podría tener sentimientos negativos hacia el bebé (este tipo de sentimientos son aterradores, aunque no llegue a hacerle daño a tu bebé y se debe buscar ayuda profesional de inmediato).

Si crees que tienes depresión postparto, no eres la única. Un estudio reciente, el más grande realizado al respecto y publicado en la revista de psiquiatría JAMA, encontró que un porcentaje elevado de mujeres sufre de depresión luego de dar a luz.

En concreto, el estudio analizó a más de 10,000 mujeres y encontró que el 40 % de ellas tuvo depresión postparto, el 30% ya había tenido episodios de depresión antes de quedar embarazadas y el 30% durante su embarazo. Además, dos tercios de las mujeres analizadas, también fueron diagnosticadas con desorden de ansiedad o lo habían sufrido antes de dar a luz.

El estudio llama la atención sobre el hecho de que muchas veces no se diagnostica correctamente la depresión postparto y dice que muchas mujeres no saben lo que les está pasando y creen que es normal sentirse de esa manera luego de tener un bebé. En muchas ocasiones, algunas mujeres podrían tener un problema psiquiátrico anterior (como un trastorno bipolar que quizá no se haya identificado) y el periodo del postparto hace que las mujeres estén en mayor riesgo de desarrollar los síntomas de depresión y de manía alternadas. Así lo afirmó la autora del estudio, la doctora Katherine  L. Wisner, de Northwestern Medicine. Para ella, es un problema de salud pública grave, pues el bienestar mental y emocional de las mamás es clave en el desarrollo del feto y tiene un gran impacto en el desarrollo emocional y físico de los bebés.

Si crees que tienes o podrías tener depresión postparto, no dudes en buscar ayuda y, si es necesario, consulta a tu médico.  Existen tratamientos. Además, expresar abiertamente tus sentimientos es el primer paso para encontrar un equilibrio emocional en tu nueva vida. Pide ayuda con las tareas del hogar, descansa y no te exijas ser perfecta. Disfruta de esta nueva etapa, que pasará a la velocidad de un rayo. No por nada siempre te dicen que cuando menos pienses, tu bebé ya será un adulto. Alégrate, que ser madre ¡es una bendición!

 

Imágen © iStock / Juanmonino

Presentar Observaciones

Tu nombre y dirección de correo electronico nunca serán vendidos o compartidos con cualquier otra organización -- nunca.

Requerido *

Ingrese Su nombre de Credenciales

¿Olvidaste tu contraseña?

×
.