La pubertad precoz: cuando la infancia se acorta

iStock_000016182736XSmall_SergiyN

Acné, olor corporal, cambios de estado ánimo, vello en las axilas o en el pubis… todas esas son señales de que se acerca la pubertad, el proceso intermedio entre la infancia y la juventud. En las niñas ocurre, como promedio, entre los 8 y los 13 años, y en los varones entre los 9  y los 14. Pero resulta que más niños están llegando más temprano a esta etapa de la vida, una condición conocida como pubertad precoz. ¿Qué consecuencias trae y cómo puede detectarse? Entérate aquí.

Ya en el segundo grado, Marina era la niña más alta de su clase. En comparación con ella, sus compañeritas tenían una apariencia mucho más infantil. Como sus pechos comenzaron a notarse, tuvo que empezar a usar un sostén de tipo deportivo para disimular su desarrollo. Pero cuando comenzó a experimentar cambios de humor, su mamá consultó con el pediatra.  Una radiografía de su mano izquierda reveló que los huesos de Marina tenían un desarrollo de unos cuatro años de adelanto en relación a su edad cronológica. Sin duda alguna, estaba experimentando una pubertad precoz.

Un endocrinólogo infantil se encargó de su tratamiento posterior, con un medicamento mensual que retrasó la pubertad y el crecimiento de sus huesos. Unos pocos años más tarde, Marina dejó de tomar el medicamento y tuvo su primer período menstrual en el sexto grado, a los 11 años. El caso de Marina tuvo un desenlace feliz, pero la pubertad precoz está afectando a más niños y niñas en una tendencia que va en aumento.

¿Qué es la pubertad?

La pubertad significa el comienzo de la madurez sexual y es el período en que el niño comienza a cambiar física, hormonal y sexualmente. En este momento empiezan a aparecer los cambios físicos que mencionamos al principio (brote de vello en las axilas y el pubis, olor corporal, menstruación en las niñas, así como aumento de los senos, una voz más grave en los varones, crecimiento acelerado, como “estirones ”). Pero, veamos ahora por qué suceden.

Generalmente después de que la niña cumple los 8 años o el varón llega a los 9 o los 10, una área en el cerebro llamada el hipotálamo, comienza a producir una hormona llamada gonadotropina (GnRH, por sus iniciales en inglés) que cuando llega a la hipófisis (una glándula pequeña que produce otras hormonas que controlan otras glándulas del cuerpo), segrega otras dos hormonas relacionadas con la pubertad: la hormona luteinizante (LH) y la hormona fólico-estimulante (FSH).

Lo que sucede a continuación depende del género de la persona: en los varones, las hormonas viajan por el torrente sanguíneo hasta los testículos y dan la señal para que comience la producción del esperma y la hormona testosterona. En las niñas las hormonas viajan hasta los ovarios, desencadenando la maduración y el desprendimiento de los óvulos y la producción de la hormona estrógeno, que hace que el cuerpo de la niña madure y la prepare para un potencial embarazo.   (Sigue…)

Páginas: 1 2 3

Déjanos tu Comentario

51 Comentarios

  1. neldyth
    Publicado 13 junio, 2015 en 9:50 pm | Permalink

    Una pregunta tengo un nino de 8 anos y tiene una tetilla mas grande que la otra y le duele que puede ser doctora espero una respuesta es gemelo me pusieron mucho esteroide para maduracion de pulmones les agradesco su respuesta

Un Trackback

  1. [...] Vida y Salud » Doctora Aliza – Diario Blog this! Bookmark on Delicious Recommend on Facebook Buzz it up Share on Linkedin Tumblr it Tweet about it This entry was posted in Medicina and tagged acorta, Cuando, infancia, precoz, pubertad. Bookmark the permalink. ← “Sírveme más sopa, por favor” [...]

Presentar Observaciones

Tu nombre y dirección de correo electronico nunca serán vendidos o compartidos con cualquier otra organización -- nunca.

Requerido *

Ingrese Su nombre de Credenciales

¿Olvidaste tu contraseña?

×
.