Guía de primeros auxilios para quemadurasGuía de primeros auxilios para quemaduras

¿Sabes qué hacer cuando alguien se quema? Si no estás bien informado, puedes asustarte y quedarte petrificado en ese justo momento, o empeorar la situación en lugar de ayudar.  ¡Prepárate! Nunca sabes cuándo le puede suceder a alguien a tu alrededor.

Es época de fiesta y todos en casa están concentrados en los preparativos. Mientras unos ponen todo en orden, otros se encargan de preparar la cena. De pronto se escucha un ruido que viene de la cocina… ¡Ay!… “¡Elsa se ha quemado con las frituras!”, grita alguien más.

Todos corren de inmediato, pero entre los nervios y el escándalo, nadie sabe qué hacer. Una quemadura no sólo necesita atención inmediata, sino también debe ser adecuada para no agravarla. Por eso en Vida y Salud te brindamos la siguiente guía de primeros auxilios…

Analiza la quemadura. Antes de querer convertirte en el superhéroe familiar actuando rápido, tómate unos segundos para identificar qué tipo de quemadura es.

  • Las quemaduras menores son pequeñas (menos de 3 pulgadas o 7.5 cms). Éstas pueden incluir quemaduras de primer grado, en las que sólo se quema la capa más superficial de la piel (generalmente la piel se ve enrojecida, reseca y hay dolor, pero no hay ampollas). Y las quemaduras de segundo grado en las que se quema la segunda capa de la piel (en esta, también hay dolor, si se ven ampollas y tiende a verse húmeda). En estos casos, generalmente puedes brindar primeros auxilios caseros.
  • Las quemaduras mayores ya son un asunto más serio pues se refieren a quemaduras de tercer grado, en donde se queman todas las capas de la piel (se ven blancuzcas, calcinada, firme, como si fuera cuero, como se queman los nervios, a veces puede no doler). Hay hasta de cuarto grado en donde se quema el músculo, pero afortunadamente estas son muy raras. Las quemaduras mayores también pueden ser quemaduras de segundo grado pero más grandes o en zonas extremadamente delicadas como la cara, las manos, los pies o la ingle. Cuando tienes una quemadura mayor, necesitarás buscar ayuda médica de emergencia.

Primeros auxilios para quemaduras menores

  • Enfría. Pon la parte quemada bajo agua fría corriente. Si no se puede, sumérgela en agua fría o ponle compresas húmedas para que baje el calor en la piel y se calme un poco el dolor. Sea lo que sea, nunca le pongas hielo.
  • Cubre la herida. Para evitar una infección y para proteger la herida, cubre la quemadura con una gasa esterilizada o un trozo de tela limpia. No rompas las ampollas pues pueden infectarse, y recuerda no usar algodón porque se pega a la herida y la irrita.
  • Cuidado con los ungüentos. Cuando la piel se abre por la quemadura, no uses ningún ungüento ni loción. Si la quemadura es por el sol y no tienes ampollas, puedes usar una loción que contenga sábila (aloe vera en inglés) para refrescar la piel y reducir el dolor. También puedes aplicar esa loción o una crema humectante en otro tipo de quemadura sin herida, pero sólo 2 o 3 días después. Y JAMAS LE APLIQUES MANTEQUILLA, ya que puede aumentar la quemadura de la piel.
  • Calmante. Algunos medicamentos como aspirina, ibuprofeno (Advil y Motrin) o acetaminofén (Tylenol), ayudan a aliviar el dolor.
  • Déjala sanar. Generalmente las quemaduras menores sanan solas. Pero si ves que por algún motivo se están infectando, visita a tu médico para que te ayude.

Primeros auxilios para quemaduras mayores

  • Si la ropa de una persona se prende fuego, no la dejes salir corriendo. Detenla, tírala al suelo y hazla rodar o cúbrela con una tela gruesa (manta, alfombra, abrigo) para ahogar las llamas. También puedes echarle agua, cuando estás seguro que el fuego no se inició con un líquido inflamable. Y por último, ¡no le quites la ropa quemada que se ha pegado a la piel!
  • Signos vitales. Asegúrate que la persona esté respirando y tiene pulso. Si no, necesita que inicies RCP, como se le llama a la reanimación cardiopulmonar que incluye respiración boca a boca y compresiones cardíacas para que el corazón siga bombeando sangre, (mientras otra persona llama al 911). Sería bueno que alguien en la familia tome un curso de RCP para estar preparados.
  • Llama a Emergencias 911. Cuando el fuego se haya apagado, llama a emergencias o corre al hospital más cercano inmediatamente.
  • Atender la herida. A diferencia de las quemaduras menores, ¡no sumerjas éstas bajo agua! También, evita respirar o toser sobre la quemadura; no le apliques ningún tipo de ungüento, crema o loción; y evita reventar las ampollas. Más bien, mientras llegan los paramédicos, cubre la quemadura con gasa esterilizada o un trozo de tela limpia lo más pronto posible para evitar que se infecte o que roce con algo. Si la quemadura es muy grande, una sábana húmeda puede servir, y si afectó los dedos de manos o pies, sepáralos con la gasa para que las heridas no se peguen.
  • Atendiendo a la víctima. Durante la espera, acomoda a la víctima de preferencia con los pies elevados, o por lo menos con el área quemada por arriba del nivel del corazón. Evita a toda costa apoyarla en el lado que tiene la quemadura. Y si las quemaduras son en las vías respiratorias, no le pongas una almohada bajo la cabeza pues puede cerrarlas y detener la respiración.

Reaccionar rápidamente y forma acertada puede marcar una gran diferencia para una persona que ha sufrido una quemadura. Por eso es mejor estar preparado, no para ser el superhéroe familiar, sino para ayudar a tus seres queridos a salir bien de una situación como ésta.

Disfruta de estas fiestas sin quemaduras.

Déjanos tu Comentario

4 Comentarios

  1. jaime londoño
    Publicado 20 diciembre, 2009 en 8:01 am | Permalink

    Buenas :reciba mi cordial saludo , para la doctora Aliza para su programa “Vida y Salud” programas como estos son los que tenemos que leer y que son de vital inportancia ya que nos da la oportunidad de salir de apuros en momentos inesperados accidentales o de cual quier otro incidente, feliciatciones a estos programas que nos da una ilustración como actuar.Reitero mis feliciataciones ala Dra Aliza.

  2. Publicado 26 enero, 2010 en 9:32 pm | Permalink

    tengo una quemadura en el pies
    justo donde esta el meñique
    tengo el pies hinchado , eso si que la quemadura esta dura y la verdad nose que hacer me ayudaría por favor

  3. zuni
    Publicado 17 marzo, 2010 en 10:58 am | Permalink

    Excelente!! y muchas gracias por las informaciones que nos da, pues sirven para la prevención y también como en el caso de quemaduras para una correcta aplicación de los primeros auxilios. Yo las comparto con mis amigos/as. Adelante y felicitaciones.

  4. MICHELE STUFANO
    Publicado 25 marzo, 2010 en 4:02 pm | Permalink

    AGRADEZCO PROFUNDAMENTE TODOS VUESTROS EXTRAORDINARIOS ARTICULOS.
    GRACIAS TAMBIEN POR LA RECETAS, SON FABULOSAS.
    SALUDOS DE CORAZON A LA DOCTORA ALIZA Y A TODOS SUS COLABORADORES.
    DIOS LOS BENDIGA.

2 Trackbacks

  1. [...] Y si deseas más información sobre el cuidado de las quemaduras, profundiza el tema en este otro artículo de Vida y Salud. Una quemadura es una cosa seria ¡evítalas a toda [...]

  2. [...] ten precaución para administrarla. Nunca se usa enquemaduras ni en cortadas, y jamás en la cara a menos que el médico lo [...]

Presentar Observaciones

Tu nombre y dirección de correo electronico nunca serán vendidos o compartidos con cualquier otra organización -- nunca.

Requerido *

Ingrese Su nombre de Credenciales

¿Olvidaste tu contraseña?

×
.