La calidad del aire que respiramos en casa

iStock_000011212747XSmall_Jan Tyler

¿Sabías que con sólo entrar en tu propia casa puedes multiplicar las bacterias dentro de ella y aumentar los riesgos para tu salud y la de tu familia? Pues así es, y es conveniente que sepas como minimizar esos riesgos con unas cuantas medidas sencillas.

A Julia le encanta tener su casa siempre inmaculada y se desvive por eliminar el polvo y la suciedad del suelo, especialmente ahora que su pequeñín ha comenzado a gatear y a explorar así toda la casa. Julia hace bien en proporcionarle a su pequeño un hogar aseado y ordenado, pero quizás se desmayaría del susto si supiera en realidad cuantos microorganismos, tan diminutos que nuestros ojos no pueden percibir, pululan en el suelo a pesar de sus esfuerzos.

Según un estudio llevado a cabo por unos investigadores de la Universidad de Yale (publicado online antes de su publicación en la revista Indoor Air), reporta que el simple hecho de entrar en una habitación puede lanzar hasta 37 millones de bacterias al aire cada hora. ¿De dónde vienen esas bacterias “voladoras”? En su mayor parte de otras personas que entraron anteriormente y las depositaron en el piso. Desde allí se mueven cuando entra otra persona, y se vuelven a suspender en el aire esas bacterias. El polvo que se acumula en el piso es la fuente principal de las bacterias que respiras.

Para hacer el estudio, los investigadores analizaron las partículas biológicas de un aula universitaria de la primera planta del edificio durante ocho días seguidos, cuatro cuando el aula se ocupaba de forma regular y cuatro cuando estaba vacía todo el tiempo. Las puertas y ventanas permanecieron cerradas mientras duró el estudio.

Durante los cuatro días en que el aula estuvo ocupada, se produjo un aumento significativo en las concentraciones aéreas de bacterias y de hongos de distintos tamaños. Cerca del 18% de las bacterias nuevas y las depositadas antes provenían de las personas, no de las plantas ni de otras fuentes.

El resultado de este estudio es una llamada de alerta para que todos protejamos la calidad del aire que respiramos, sobre todo en los recintos cerrados y así también protegeremos nuestra salud. Si tú, como la mayoría de las personas, pasas gran parte de tu tiempo en tu casa, estás en peligro de contraer distintas enfermedades infecciosas, si no tomas algunas medidas para mantener un buen sistema de limpieza.

La calidad del aire bajo techo.

La contaminación del aire en los recintos cerrados puede contribuir al desarrollo de infecciones, en especial de las vías respiratorias, así como de dolores de cabeza, ojos secos, congestión nasal, náusea y fatiga. Afortunadamente, eso puede cambiar. Hay maneras de mantener la calidad del aire interior, controlando en tu casa en lo posible los principales contaminantes. Veamos a continuación a los principales “culpables”:

  • Contaminantes biológicos. Esto incluye moho, bacteria, polen, virus, caspa de animales y desechos de cucarachas y otros insectos, que pueden causar infecciones, provocar síntomas alérgicos y activar ataques de asma. Para controlar esos contaminantes, debes lavar bien la ropa de cama, mantener a los animales alejados de las áreas que frecuentan las personas alérgicas, y limpiar la casa con cuidado. También es importante controlar la humedad, que promueve el desarrollo de moho.
  • Humo de cigarrillo de segunda mano. Es un gran contaminante del aire. Contiene alrededor de 200 sustancias tóxicas, como formaldehído y monóxido de carbono, y al menos unos 60 químicos que se consideran cancerígenos. Puede causar además, sobre todo en los niños, neumonía, infecciones en la parte inferior del tracto respiratorio e infecciones en los oídos. También puede contribuir al desarrollo del asma y activar los ataques de asma o agravarlos.
  • Contaminantes procedentes de la combustión. Vienen de fuentes como cocinas, estufas, hornos, chimeneas, calentadores, calentadores de agua, etc., que usan gas, petróleo, carbón, madera u otro combustible para funcionar. Los más peligrosos son los que emiten gases sin color ni olor, como el monóxido de carbono y el dióxido de nitrógeno. El primero interfiere con la llegada del oxígeno al cuerpo, lo que produce fatiga, dolor de cabeza, confusión, náusea y mareo. En gran cantidad puede producir la muerte. El dióxido de nitrógeno irrita las membranas mucosas de los ojos, de la nariz y de la garganta, lo que provoca falta de aire y promueve infecciones. Para controlar esos contaminantes, asegúrate de que un experto instale y mantenga en buen estado todos los aparatos que se valen de la combustión para funcionar, y úsalos del modo indicado.
  • Limpiadores y otros productos caseros. Muchos productos que se usan a diario en las casas emiten sustancias químicas que pueden ser dañinas. Entre ellos ciertos limpiadores, insecticidas, pegamentos, pinturas y disolventes. Esas sustancias pueden causar mareos, náuseas, reacciones alérgicas, irritación de los ojos, la piel y las vías respiratorias y hasta pueden causar cáncer. Antes de usar cualquier producto casero, lee los ingredientes que contiene para asegurarte de que nadie en la casa es alérgico a alguno de ellos, y sigue al pie de la letra las instrucciones del fabricante. Otra opción es utilizar productos menos fuertes.

Y no te olvides una regla importante: mantén una buena ventilación en tu casa para que entre aire fresco, que es una de las cosas más importante para reducir los contaminantes del aire interior, y toma las medidas necesarias si notas olor a moho o crecimiento de moho en cualquier parte, condensación en las ventanas, pintura que se descascara o humedad en los sótanos. Sella las aberturas en las paredes, guarda la comida en envases sellados para evitar que se eche a perder la comida y se desarrollen bacterias e implanta en tu casa una política de “no fumar”. Ya ves que con un poco de atención y de esfuerzo de tu parte, puedes reducir los niveles de contaminación y hacer más fresco y sano el aire que se respira dentro de tu casa.

Imágen © iStockphoto.com / Jan Tyler

 


Accede gratis a nuestro reporte especial: 11 Pasos para Vivir una Vida Saludable.

Nota sobre los comentarios:

Te invitamos a dejar tu comentario, pero pedimos tu comprensión: VidaySalud.com es una editorial de salud, no un consultorio. No podemos dar diagnósticos específicos ni recomendar tratamiento para las situaciones individuales. Lo que sí hacemos es tomar en cuenta todos los comentarios y preguntas para decidir cuál será el nuevo contenido del sitio. Así que te invitamos a que regreses con frecuencia y uses la casilla de "Búsqueda" para descubrir nuevos artículos sobre el tema que te preocupa. Si no hallas algo hoy, dinos lo que buscas y te prometemos que lo encontrarás pronto.

Por favor no uses el sitio como sustituto de consejos médicos profesionales, de diagnósticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu médico con cualquier pregunta que puedas tener sobre una condición médica. Nunca desatiendas los consejos de tu médico ni retrases el tratamiento que te recomienda debido a algo que hayas leído aquí.

Con cariño, Doctora Aliza

Déjanos tu Comentario

6 Comentarios

  1. * elena
    Publicado 4 junio, 2012 en 8:36 am | Permalink

    que buena nota son cosas que no sabiamos ni lo imaginabamos
    muchas gracias

  2. xochitl
    Publicado 13 mayo, 2012 en 7:46 pm | Permalink

    me he quedado asombrada de leer este articulono sabia que en mi propio hogar puede estar pasando todo esto gracias por toda la informacion que nos dan voy ha poner en practica sus consejos,

  3. Publicado 13 mayo, 2012 en 5:16 am | Permalink

    MIL GRACIAS POR PREOCUPARSE DE EL BIENESTAR POR LOS CUATRO PUNTOS CARDINALES DE ESTE CUERPO COBARDE,QUE A EMPUJONES YA LLEGÓ A LOS 74, DESAFIANDO MONTAÑAS,PEÑASCOS PRECIPICIOS,SINSABORES, DE TODO COMO EN BOTICA. ¡SALUD, BIENESTAR,FELICIDAD, Y MUCHOS ÉXITOS! LES DESEA ESTA HEREDERA DEL POLVO SÓSMICO.!

  4. Antonio C. Mendoza López
    Publicado 12 mayo, 2012 en 10:02 am | Permalink

    Como en verdad no existen palabras que otorguen el merecido reconocimiento solo me queda el expresar que: Dios existe y que en algun lugar, alguna parte seran recompensados.

    Gracias mil!

  5. martha pastaza
    Publicado 9 mayo, 2012 en 3:36 pm | Permalink

    FELICITO DE TODO CORAZÓN YA QUE TODOS LOS TEMAS ENVIADOS SON DE SUMA IMPORTANCIA PARA LA SALUD, USTEDES TIENEN ESA GRAN APERTURA PARA NOSOTROS LOS USUARIOS Y ES DIGNO DE FELICITAR.

  6. *jose
    Publicado 9 mayo, 2012 en 5:38 am | Permalink

    Me gustan sus reportes semanales me gusta leer de como mejorar mi salud tengo 33 años y tengo un niño de 12 años y sin duda quiero lo mejor para mi familia bueno grasias por mantenernos al día

Presentar Observaciones

Tu nombre y dirección de correo electronico nunca serán vendidos o compartidos con cualquier otra organización -- nunca.

Requerido *

Esta configuración sólo debe utilizarse en su computadora personal o de trabajo.

¿Olvidaste tu contraseña?

×
.