Luteina

Natural Standard Bottom Line Monograph, Copyright © 2011 (www.naturalstandard.com). Se prohíbe su distribución comercial. Esta monografía tiene la intención de servir para fines informativos únicamente, por lo cual no se debe interpretar como un consejo médico específico. Usted deberá consultar con un proveedor médico calificado antes de tomar decisiones respecto a terapias y/o afecciones de salud.

No obstante se han estudiado de forma científica ciertas técnicas complementarias y alternas, para la mayoría de las terapias hay limitación o controversia sobre los datos de alta calidad respecto a la seguridad, eficacia y mecanismo de acción. Se recomienda, al máximo posible, que los practicantes cuenten con licencias expedidas por una organización profesional reconocida que se adhiera a normas claramente publicadas. Además, antes de iniciar una nueva técnica o contratar a un practicante, se recomienda que los pacientes consulten con su(s) proveedor(es) médico(s) principal(es). Se deben considerar atentamente los beneficios y riesgos potenciales (incluye los costos financieros) así como las alternativas. La siguiente monografía está diseñada para ofrecer una historia y un resumen de la investigación con orientación clínica, y la misma ni defiende ni se opone al uso de una terapia en particular.

Términos Relacionados

  • Anidroluteínas, C40H56O2, Calendula officinalis, carotenoides, Compuestas (familia), luteína cristalina, helenien, Helenium autumnale L., hidroxi-carotenoides, dipalmitato de luteína, éster luteína, luteína, pigmento macular, extracto de caléndula, carotenoides oxigenados, trans-luteína, xantofila, zeaxantina.

Historia

  • La luteína y la zeaxantina se encuentran en altos niveles en alimentos como los vegetales verdes, yema del huevo, fruto del kiwi, uvas, jugo de naranja, calabacín, calabaza y maíz. La luteína también se extrae de los pétalos de la caléndula para la preparación de algunos suplementos que se ofrecen en el comercio.
  • La luteína y la zeaxantina son carotenoides en la región macular de la retina del ojo (pigmento macular), por lo cual se han estudiado para el tratamiento de cataratas, la prevención de la degeneración macular y la degeneración de la retina. Tanto la luteína como la zeaxantina tienen capacidades antioxidantes así como la habilidad para atrapar haces de luz de onda corta. El potencial de los carotenoides como la luteína para prevenir enfermedades cardiovasculares y cáncer fue reconocido en los años 1990.
  • La mayoría de la información que se conoce sobre la luteína se basa en análisis de sangre y en la ingesta alimenticia de luteína, en comparación con estados de enfermedad (por ejemplo cáncer, trastornos oculares, función pulmonar, malestar muscular, obesidad y pre-eclampsia). Se requiere evidencia adicional antes de ofrecer recomendaciones en estas áreas.

Evidencia Científica

Usos:

Se han sometido a prueba los siguientes usos en humanos o animales. La seguridad y eficacia de los mismos no siempre se han demostrado. Algunas de estas afecciones son potencialmente serias y las debe evaluar un proveedor médico calificado.

Antioxidante

Calificación C

Muchos estudios de laboratorio han demostrado el efecto antioxidante de la luteína. Sin embargo, tales efectos no se han confirmado en estudios humanos.

Ateroesclerosis

Calificación C

Actualmente, la evidencia científica disponible es insuficiente para ofrecer recomendaciones a favor o en contra del uso de la luteína contra la ateroesclerosis (endurecimiento de las arterias). Se requiere investigación adicional en esta área.

Cáncer

Calificación C

Actualmente, la evidencia disponible es insuficiente para ofrecer recomendaciones a favor o en contra del uso de la luteína contra el cáncer; la evidencia disponible en humanos arroja resultados conflictivos.

Cataratas

Calificación C

La investigación en humanos no encontró beneficios de la suplementación de luteína en el desempeño visual de personas con cataratas. Se requiere información adicional para ofrecer recomendaciones definitivas.

Diabetes mellitus

Calificación C

Actualmente, la evidencia científica disponible es insuficiente para ofrecer recomendaciones a favor o en contra del uso de la luteína contra la diabetes. La evidencia preliminar es conflictiva.

Trastornos oculares (opacidad del cristalino)

Calificación C

Se asocia el consumo de espinaca y berza (collard greens) con una reducción del riesgo de degeneración macular relacionada con la edad, debido a que ambas son ricas en luteína. Sin embargo, la evidencia preliminar no ofrece una relación entre los niveles de luteína en el cuerpo y la reducción del riesgo de opacidad del cristalino. Se requiere información adicional para ofrecer recomendaciones definitivas.

Trastornos oculares (degeneración macular)

Calificación C

La degeneración macular es una enfermedad crónica de los ojos causada por el deterioro de la porción central de la retina, conocida como mácula, la cual es responsable del foco de la visión central del ojo. La evidencia preliminar de varios estudios indica que el consumo de espinaca y berza (collard greens), ambas ricas en luteína, puede reducir el riesgo de degeneración macular relacionada con la edad. Sin embargo, es necesaria mayor investigación para ofrecer recomendaciones definitivas.

Trastornos oculares ( degeneración de la retina)

Calificación C

La suplementación con luteína puede aumentar la densidad del pigmento óptico macular en pacientes con degeneración de la retina. Sin embargo aún se desconocen los efectos en la visión por lo que se recomienda investigación adicional en humanos.

Funcionamiento pulmonar

Calificación C

Existe evidencia preliminar sobre el efecto de los carotenoides en el funcionamiento pulmonar y la severidad de las infecciones respiratorias. Sin embargo, no existe relación entre los niveles de luteína en la sangre y la severidad de la enfermedad en personas ancianas o en la función pulmonar en adultos. Se requiere información adicional en esta área para ofrecer recomendaciones definitivas.

Dolor muscular

Calificación C

Numerosos estudios de laboratorio han demostrado el efecto antioxidante de la luteína. A pesar de ello, un estudio sobre un suplemento que contiene luteína no demostró efectos sobre el dolor muscular o en las medidas de actividad muscular. Se requiere información adicional para ofrecer recomendaciones definitivas.

Obesidad

Calificación C

Actualmente la evidencia científica disponible es insuficiente para ofrecer recomendaciones a favor o en contra del uso de la luteína contra la obesidad.

Pre-eclampsia

Calificación C

La pre-eclampsia se manifiesta como niveles altos de presión arterial asociados con el embarazo. Aunque la evidencia preliminar indica que el riesgo de padecer pre-eclampsia puede disminuir cuando se incrementan las concentraciones de luteína, se requieren estudios adicionales en humanos para ofrecer recomendaciones definitivas.

Quemaduras por exposición al sol

Calificación C

Numerosos estudios de laboratorio han demostrado el efecto antioxidante de la luteína. Se requiere mayor información en esta área para ofrecer recomendaciones definitivas.

*Clave para las Calificaciones:

A: Evidencia científica sólida para este uso;
B: Evidencia científica buena para este uso;
C: Evidencia científica dudosa para este uso;
D: Evidencia científica aceptable contra este uso (podría no funcionar);
F: Evidencia científica sólida contra este uso (probablemente no funciona).

 

Tradición/Teoría

Los siguientes usos están basados en la tradición, teorías científicas o investigación limitada. A menudo no se han probado completamente en humanos y no siempre se han demostrado su seguridad y eficacia. Algunas de estas afecciones son potencialmente serias y las debe evaluar un proveedor médico calificado. Podría haber otros usos propuestos que no están señalados a continuación.

  • Quemaduras, cáncer de seno, enfermedad cardiovascular, cáncer de colon, fibrosis quística, demencia, piel seca, trastornos oculares (sensibilidad al resplandor de la luz), hiperlipidemia (colesterol alto), inmunoestimulante, artritis reumatoide, trastornos cutáneos, protección contra el sol, pérdida de campo visual.

Dosificación

Las siguientes dosis están basadas en investigaciones científicas, publicaciones, uso tradicional u opinión experta. Hay muchas hierbas y suplementos que no se han sometido a pruebas exhaustivas, por lo que su seguridad y eficacia no se puede demostrar. Las marcas podrían prepararse de manera diferente, con ingredientes variables, incluso dentro de la misma marca. Es posible que las siguientes dosis no correspondan a todos los productos. Deberá leer las etiquetas del producto y analizar la dosis con un proveedor médico calificado antes de iniciar una terapia.

Adultos (18 años y mayores)

  • La luteína es probablemente segura cuando se usa en dosis de hasta 20 miligramos al día hasta por nueve semanas, ó 15 miligramos tres veces a la semana hasta por dos semanas. La luteína cristalina purificada está clasificada en la lista GRAS (generalmente reconocida como segura), de acuerdo con estudios de toxicidad animal.
  • Aunque no existe una dosis comprobada como efectiva para la luteína, ésta se encuentra disponible en el mercado en diversas dosis. Por ejemplo, el fabricante Twinlab (Ronkonkoma, NY) produce un preparado de luteína de 6 miligramos o 20 miligramos. También se han ingerido entre 12-15 miligramos de luteína por vía oral hasta por períodos de dos años como agente antioxidante y para el tratamiento de las cataratas. Por último, para el tratamiento de trastornos oculares se han utilizado entre 10-40 miligramos de luteína al día durante seis a doce meses.

Niños (menores de 18 años)

  • No existe una dosis comprobada como segura o efectiva para el uso de la luteína en niños.

Seguridad

La Administración de Drogas y Alimentos de EE.UU. (FDA) no regula las hierbas y suplementos de manera estricta. No hay garantías respecto a la potencia, pureza o seguridad de los productos, y los efectos podrían variar. Lea siempre las etiquetas del producto. Si usted padece de alguna afección, o si está tomando otras drogas, hierbas o suplementos, deberá consultar con un proveedor médico calificado antes de iniciar una terapia nueva. Consulte con un proveedor médico de inmediato si sufre efectos secundarios.

Alergias

  • Debe evitarse en personas con alergia conocida o hipersensibilidad a la luteína.

Efectos secundarios y advertencias

  • En términos generales, la luteína parece ser segura. La luteína cristalina purificada está clasificada dentro de la lista GRAS (generalmente reconocida como segura), de acuerdo con estudios de toxicidad en animales.
  • No obstante lo anterior, debe utilizarse con precaución en personas con riesgo de enfermedad cardiovascular porque es posible que se aumente el riesgo en aquellas personas con niveles más altos de luteína en el plasma. También debe utilizarse con precaución en pacientes con riesgo de cáncer porque es posible que se aumente el riesgo en aquellas personas con niveles más altos de luteína en el plasma.
  • Debe evitarse en pacientes con hipersensibilidad a la luteína o a la zeaxantina.

Embarazo y lactancia

  • Debido a la falta de disponibilidad de estudios en humanos, la suplementación con luteína no se recomienda en mujeres embarazadas o lactantes.

Interacciones

La mayoría de las hierbas y suplementos no se han probado completamente en cuando a la interacción con otras hierbas, suplementos, drogas o alimentos. Las interacciones que se señalan a continuación se basan en informes y publicaciones científicas, experimentos de laboratorio o uso tradicional. Siempre debe leer las etiquetas del producto. Si usted padece de alguna afección, o si está tomando otras drogas, hierbas o suplementos, deberá consultar con un proveedor médico calificado antes de iniciar una terapia nueva.

Interacciones con drogas

  • En humanos, el consumo moderado de varios tipos de bebidas alcohólicas (vino tinto, cerveza y licores ligeros) puede disminuir la luteína y/o zeaxantina en el plasma.
  • Aunque no se ha estudiado de manera adecuada en humanos, la luteína puede alterar los niveles de azúcar en la sangre. Se recomienda precaución en pacientes que toman insulina o drogas para la diabetes por vía oral. Los niveles de azúcar en la sangre deben ser vigilados estrictamente por un profesional de la salud o farmaceuta; puede ser necesario ajustar los medicamentos.
  • Aunque no se ha estudiado de manera adecuada en humanos, la luteína puede interferir con la manera como el cuerpo procesa ciertas drogas usando el sistema enzimático del hígado “citocromo P450″. Como resultado de ello, los niveles de estas drogas y los efectos que pretenden crear pueden alterarse. Los pacientes que utilizan cualquier medicamento deben verificar el inserto en el empaque y consultar con un profesional de la salud o farmaceuta acerca de las posibles interacciones.
  • Los medicamentos que alteran los niveles de colesterol, los antioxidantes, agentes anticancerígenos, colestiramina, colestipol, aceite mineral, nicotina, orlistat y retinol pueden alterar los niveles de luteína en el cuerpo. Sin embargo, los efectos de la suplementación con luteína y estos agentes se desconocen.

Interacciones con hierbas y suplementos alimenticios

  • El alfa-tocoferol (vitamina E), los antioxidantes, los agentes anticancerígenos, el betacaroteno, las hierbas que alteran los niveles de colesterol, los carotenoides, el aceite mineral, el retinol y la zeaxantina pueden alterar los niveles de luteína en el cuerpo. Sin embargo, se desconocen los efectos de la suplementación de luteína combinada con estos agentes.
  • La luteína puede interferir con la manera como el cuerpo procesa ciertas hierbas y suplementos usando el sistema enzimático del hígado “citocromo P450″. Como resultado de ello, los niveles de otras hierbas y suplementos pueden llegar a ser muy altos en la sangre.
  • La fibra alimenticia puede en teoría disminuir los efectos antioxidantes de los suplementos de luteína. Aún más, la propuesta actividad antioxidante de la luteína tiene el potencial de inhibir la oxidación de ácidos grasos e incrementar los niveles de los ácidos grasos poli-insaturados a partir de los suplementos. Se recomienda precaución debido a los posibles efectos acumulativos.
  • Aunque no se ha estudiado de manera adecuada en humanos, la luteína puede alterar los niveles de glucosa en la sangre. Se recomienda precaución cuando se usan hierbas o suplementos que también puedan alterar el azúcar en la sangre. Puede ser necesario vigilar los niveles de glucosa en la sangre y hacer ajustes a las dosis de los medicamentos.

Información del Autor/Actualización

  • Esta información está basada en una revisión sistemática de la literatura científica y fue editada y revisada por colaboradores del Natural Standard Research Collaboration (www.naturalstandard.com).

Referencias

Natural Standard desarrolló la información anterior con base en la evidencia mediante una revisión sistemática de todos los artículos científicos disponibles. Para obtener información completa acerca de terapias alternas y complementarias a nivel profesional, visite www.naturalstandard.com. Las referencias seleccionadas se indican a continuación.

  1. Andersen LF, Jacobs DR Jr., Gross MD, et al. Longitudinal associations between body mass index and serum carotenoids: the CARDIA study. Br J Nutr 2006;95(2):358-365. Ver Abstracto
  2. Bloomer RJ, Fry A, Schilling B, et al. Astaxanthin supplementation does not attenuate muscle injury following eccentric exercise in resistance-trained men. Int J Sport Nutr Exerc.Metab 2005;15(4):401-412. Ver Abstracto
  3. Coyne T, Ibiebele TI, Baade PD, et al. Diabetes mellitus and serum carotenoids: findings of a population-based study in Queensland, Australia. Am J Clin Nutr 2005;82(3):685-693. Ver Abstracto
  4. Herron KL, McGrane MM, Waters D, et al The ABCG5 polymorphism contributes to individual responses to dietary cholesterol and carotenoids in eggs. J Nutr 2006;136(5):1161-1165. Ver Abstracto
  5. Ito Y, Wakai K, Suzuki K, et al. Lung cancer mortality and serum levels of carotenoids, retinol, tocopherols, and folic acid in men and women: a

Comentarios Cerrados

Aviso Médico

El contenido del sitio VidaySalud.com es sólo para fines informativos y educativos. VidaySalud.com no es un sustituto de consejos médicos profesionales, de diagnósticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu médico con cualquier pregunta que puedas tener sobre una condición médica. Nunca desatiendas los consejos de tu médico profesional ni retrases el tratamiento que te recomienda debido a algo que hayas leído en VidaySalud.com.

Si piensas que puedes tener una emergencia médica, llama inmediatamente a tu médico o al 911 (o tu número local para emergencias médicas)

Para más detalles, haz clic aquí »

Cambiar a versión móvil