Vasectomía

¿Qué es?

La vasectomía es un procedimiento de cirugía menor mediante el cual se esteriliza a un hombre (no puede engendrar hijos). A este procedimiento generalmente lo realiza un urólogo, el especialista que trata con el sistema reproductivo masculino. La vasectomía corta o bloquea el conducto deferente, el tubo que transporta los espermatozoides desde el testículo hasta el semen. Existen dos conductos deferentes, uno de cada lado de los testículos. Después de cortar o bloquear el conducto deferente, los espermatozoides no pueden pasar desde el lugar donde se producen, el testículo, hacia el depósito donde se almacenan el semen y las secreciones prostáticas (secreciones de la próstata). La combinación de los espermatozoides y las secreciones de la próstata permiten la supervivencia de los espermatozoides. En la eyaculación, este líquido que contiene espermatozoides se expulsa mediante el conducto eyaculador y a través del pene durante el orgasmo. Después de realizarse una vasectomía, el hombre puede continuar teniendo erecciones normales, relaciones sexuales normales y eyaculaciones de semen normales, aunque este semen no contiene espermatozoides y, por lo tanto, no puede embarazar a una pareja sexual femenina.

En Estados Unidos, se realizan aproximadamente 500.000 vasectomías por año. Por lo general, este procedimiento tarda solamente entre 15 y 20 minutos y casi todas las vasectomías se realizan en el consultorio del urólogo o en la sala de operaciones ambulatoria.

El propósito de la vasectomía es esterilizar de manera permanente a un hombre. En algunos casos, una microcirugía especial puede invertir la vasectomía y devolver la fertilidad aunque no puede garantizarse que la fertilidad o que la inversión de la vasectomía sea exitosa. Este delicado y costoso procedimiento es exitoso sólo en aproximadamente el 70% de los casos. Si tiene la más mínima duda sobre finalizar las posibilidades de su paternidad en el futuro, considere utilizar otro método anticonceptivo que sea reversible más fácilmente. Si bien un hombre no necesita el consentimiento de su esposa para realizarse esta cirugía, se recomienda que analicen juntos el asunto de la vasectomía previamente.

Para qué se la utiliza

La vasectomía se utiliza para la esterilización masculina (anticoncepción). Luego de esta cirugía, el hombre puede continuar teniendo erecciones, relaciones sexuales y eyaculación normales pero no podrá engendrar hijos. La vasectomía no causa cambios en el deseo sexual ni el libido.

Preparación

Debido a que la vasectomía es casi siempre un procedimiento ambulatorio que se realiza con anestesia local, no requiere ninguna preparación. Si por algún motivo en especial su vasectomía debe realizarse con anestesia general (en la cual usted está inconsciente durante el procedimiento), su médico le recomendará que no coma ni beba previamente durante un tiempo determinado.

Cómo se lleva a cabo

Después del uso de anestesia local para adormecer el área donde se llevará a cabo el procedimiento, la vasectomía se realiza mediante uno de estos dos métodos:

  • Vasectomía tradicional: Con un bisturí, el cirujano realiza una o dos pequeñas incisiones (cortes) en la piel del escroto (el saco que contiene los testículos) cerca de la base del pene (una incisión para llegar hasta el conducto deferente de cada testículo). Una vez que el conducto deferente está expuesto, se corta o bloquea de alguna manera. Las opciones incluyen cortar los tubos y ligar los extremos, quemar los tubos con un instrumento caliente o bloquearlos con grapas quirúrgicas. Las dos pequeñas incisiones realizadas en el escroto luego se cierran con dos o tres suturas (puntos) pequeñas.
  • Vasectomía sin bisturí: En esta técnica menos invasiva, sólo basta con realizar incisiones (cortes) diminutas. El cirujano realiza uno o dos pinchazos para llegar al conducto deferente. El pinchazo se ensancha levemente y luego el cirujano corta o bloquea cada uno de los conductos deferentes. El lugar donde se realizó el pinchazo puede cubrirse con un vendaje diminuto. No es necesario poner suturas (puntos).

Seguimiento

Es posible que después de su vasectomía sienta una molestia en el área. Por lo general, esto se alivia al usar suspensorios, compresas de hielo y medicamentos de venta libre para el dolor. Muchos hombres evitan realizar actividades intensas (fuertes) durante dos a tres días para que disminuir su dolor. Su médico también podría sugerirle que se abstenga de tener relaciones sexuales durante varios días.

Después de realizada su vasectomía, le llevará de uno a seis meses eliminar todos los espermatozoides vivos de su sistema reproductivo. Por lo tanto, deberá utilizar otro método anticonceptivo confiable hasta que su médico confirme que usted es estéril. Esto se logrará al analizar una muestra de semen para verificar si existen espermatozoides con movimiento. Su médico le informará cuando su semen no contenga espermatozoides.

Riesgos

La mayoría de los hombres se recupera de una vasectomía sin ningún problema. Algunas veces, ocurren complicaciones menores. Estas incluyen infecciones, sangrado, moretones o hinchazón. En algunos hombres (pocos), se acumulará líquido cerca del testículo o se formará una pequeña bolsa de esperma por debajo de la piel. Generalmente esto mejora solo, aunque a veces se debe realizar una segunda cirugía para drenar este líquido. En raras ocasiones, la primera vasectomía no logra esterilizar completamente al hombre y es necesario repetirse.

Unos cuantos estudios viejos han planteado la preocupación de si la vasectomía podría aumentar el riesgo de que un hombre que la ha tenido pudiese desarrollar cáncer de próstata. Sin embargo, investigaciones recientes no han podido demostrar ninguna relación entre el cáncer de la próstata y la vasectomía. La asociación quizás se debía al hecho de que los hombres que deseaban realizarse una vasectomía eran mayores y visitaron a un urólogo que pudo haber realizado una evaluación urológica general que incluía las pruebas para determinar la existencia del cáncer de próstata.

Cuándo llamar a un profesional

Después de realizarse una vasectomía, llame a su médico de inmediato si:

  • Si desarrolla fiebre.
  • Si nota sangre o pus saliendo del sitio donde se realizó la vasectomía.
  • Si desarrolla mucho dolor o inflamación (hinchazón) en el sitio donde se realizó la vasectomía.

A pesar de que una vasectomía no debe interferir con la sexualidad de un hombre, unos cuantos hombres experimentan dificultades psicológicas que afectan su rendimiento sexual. Si le sucede esto, no se apene y hable con su médico.

Información adicional

Planned Parenthood Federation of America (Federación de Paternidad Planificada de Estados Unidos) 434 W. 33rd St. New York, New York 10001 Teléfono: (212) 541-7800 Gratuito: (800) 230-7526 Fax: (212) 245-1845 Correo electrónico: http://www.plannedparenthood.org/about-us/contact-us.htmhttp://www.plannedparenthood.org/

Última revisión: 23-02-2007 T00:00:00-07:00

Última modificación: 15-05-2007 T00:00:00-06:00

Fuente: Copyright © 2007 por Harvard University. Todos los derechos reservados. Usado con el permiso de Staywell.

Para más información de Harvard, en Inglés, haga clic aquí:

Déjanos tu Comentario

Un Comentario

  1. Publicado 20 marzo, 2013 en 8:40 am | Permalink

    gracias por sus intereses de que uno aprenda y tenga confianza en lo que se va hacer.

Presentar Observaciones

Tu nombre y dirección de correo electronico nunca serán vendidos o compartidos con cualquier otra organización -- nunca.

Requerido *

Ingrese Su nombre de Credenciales

¿Olvidaste tu contraseña?

×
.