Lesiones del LCP (Ligamento cruzado posterior)

¿Qué es?

El ligamento cruzado posterior (LCP) y el ligamento cruzado anterior (LCA) son las bandas resistentes de tejido fibroso que conectan el hueso del muslo (fémur) y el hueso grande de la pierna inferior (tibia) en la articulación de la rodilla. Juntos, el LCA y el LCP cruzan la parte interna de la articulación de la rodilla y forman una “X” que refuerza la rodilla contra la fuerza de adelante hacia atrás y de atrás hacia adelante.  Además, el LCP impide que la parte inferior de la pierna se vuelva muy hacia atrás en relación con la parte superior de la pierna, especialmente al flexionar (doblar) la rodilla.

El esguince es una lesión del LCP (un estiramiento o rotura de un ligamento). Comúnmente el LCP a menudo se esguinza cuando la parte frontal de la rodilla golpea contra el tablero en un accidente automovilístico.  Al practicar deportes, el LCP también puede romperse cuando un atleta se cae y golpea fuertemente sobre la rodilla flexionada, que es común en el fútbol americano, básquetbol, fútbol y especialmente en el rugby.

Al igual que otros tipos de esguinces, las lesiones del LCP se clasifican según su grado:

  • Grado I: lesión leve que causa solo roturas microscópicas en el ligamento. Si bien estas roturas diminutas pueden deformar el LCP, no afectan significativamente la capacidad de la rodilla para soportar su peso.
  • Grado II (moderado): el LCP tiene una rotura parcial y la rodilla se cansa periódicamente, lo que significa que a menudo ésta se sale de lugar al permanecer de pie, caminar o cuando se hacen exámenes de diagnóstico.
  • Grado III (severo): el LCP está completamente doblado o separado del hueso al que normalmente se sujeta y la rodilla está más inestable. Dado que usualmente es necesaria mucha fuerza para lesionar severamente el LCP, los pacientes con esguinces de LCP de Grado III a menudo también presentan esguinces de LCA o ligamentos colaterales u otras lesiones significativas de rodilla.

En general, en Estados Unidos hasta el 37% de todas las personas tratadas por lesiones de rodilla en las salas de urgencias tienen algún grado de lesión del LCP. Los atletas parecen presentar más lesiones de LCP que cualquier otro grupo, siendo los jugadores de fútbol y de rugby los más lesionados.  Dado que los esquinces leves de LCP en un primer momento podrían no causar dolor o problemas en el movimiento de la rodilla lesionada, muchos atletas terminan el juego aún habiéndose lesionado.  En algunos los síntomas son tan leves que nunca visitan a un médico y se descubre el LCP doblado solo al hacer un examen de diagnóstico por otro tipo de lesión en la rodilla.

Síntomas

Los síntomas de una lesión de LCP podrían incluir:

  • inflamación leve en al rodilla, la rodilla puede o no cansarse al caminar o permanecer de pie, y puede o no haber limitación de movimiento
  • dolor leve en la parte posterior de la rodilla que empeora al arrodillarse
  • dolor en la parte frontal de la rodilla al correr o al tratar de disminuir la marcha; este síntoma podría comenzar una a dos semanas después de la lesión o aún más tarde.

Dado que los primeros síntomas de un esguince de LCP podrían interferir significativamente con la capacidad del atleta para practicar el deporte, muchas personas con lesiones del LCP esperan varias semanas antes de visitar un médico.  Durante la primera vista al médico, el atleta podría describir síntomas vagos o no específicos, por ejemplo, que la rodilla lesionada simplemente no se siente “como debería”.  (Sigue…)

<!–nextpage–>

Diagnóstico

Su médico le pedirá que describa exactamente cómo se lesionó la rodilla. El médico querrá saber si tuvo últimamente un golpe fuerte en la parte frontal de la rodilla, el tipo de impacto (caída, accidente automovilístico), la posición de la rodilla al momento de la lesión (flexionada, extendida, doblada) y cuales son los síntomas actuales.

El médico examinará ambas rodillas y comparará la rodilla lesionada con la sana. Durante este examen, el médico examinará su rodilla lesionada para detectar signos de inflamación, deformidad, sensibilidad, líquido dentro de la articulación de la rodilla y decoloración. Después de determinar el rango de movimiento de la rodilla (la magnitud de movimiento de la rodilla en todas las direcciones), su médico tirará en sentido contrario a los ligamentos para comprobar su resistencia. El médico le pedirá que flexione la rodilla mientras éste tira delicadamente hacia delante en la parte inferior de la pierna donde se une con la rodilla. Si tiene un LCP esguinzado, se puede mover hacia atrás la parte inferior de la pierna en relación con la rodilla. Cuanto más pueda alejar la parte inferior de la pierna de su posición normal, mayor es el daño del LCP y la inestabilidad de la rodilla.

Si su examen físico sugiere que usted tiene una lesión del LCP, necesitará realizarse exámenes especiales. Estos podrían incluir radiografías estándar de rodilla para ver si el LCP se ha separado del hueso y si hay otro daño en el hueso, una imagen por resonancia magnética (IRM) o cirugía de rodilla guiada por cámara (artroscopia).

Duración

La duración de la lesión del LCP depende de la gravedad de la lesión, del programa de rehabilitación y de los tipos de deporte que practica. En la mayoría de los casos, la recuperación total lleva de 4 a 12 meses.

Prevención

A fin de ayudar a prevenir las lesiones en la rodilla relacionadas con los deportes, usted puede:

  • calentar y estirar antes de participar en actividades atléticas
  • hacer ejercicios para estirar los músculos de la pierna en el área alrededor de la rodilla
  • no incrementar repentinamente la intensidad de su programa de entrenamiento; nunca exigirse demasiado; aumentar la intensidad de entrenamiento gradualmente
  • usar calzado cómodo y con soporte adecuado para sus pies y para el deporte que practica.

Tratamiento

Para los esguinces de LCP de cualquier grado, el tratamiento inicial sigue la regla RICE (Reposo, Hielo [Ice], Compresión y Elevación):

  • Reposo de la articulación
  • Hielo en el área lesionada para disminuir la inflamación
  • Compresión de la inflamación con un vendaje elástico
  • Elevación del área lesionada.

Además, su médico podría también recomendarle un comprimido antiinflamatorio no esteroide (AINE), como el ibuprofeno (Advil, Motrin, entre otras marcas comerciales) para aliviar cualquier dolor e inflamación leves.

Después del tratamiento inicial con RICE, el tratamiento posterior para el LCP depende del grado de la lesión:

  • Esguinces de LCP de Grado I y Grado II: podrían colocar su rodilla bien extendida en una férula y recetarle un programa de rehabilitación intenso. Esta rehabilitación fortalece gradualmente los músculos de alrededor de la rodilla (especialmente los cuádriceps), soporta la articulación de la rodilla y ayuda a prevenir futuras lesiones en la rodilla.
  • Esguinces de LCP de Grado III: si el LCP se desprendió del hueso, podría hacerse una cirugía para volver a fijar el ligamento al hueso con un tornillo quirúrgico. Si el LCP se rompió por completo, puede reconstruirse quirúrgicamente con una parte de su propio tejido (autoinjerto) o con una parte de tejido de un donante (aloinjerto). En el autoinjerto, el cirujano generalmente reemplaza el LCP roto con una parte de su propio tendón rotuliano (tendón que está debajo de la rótula) o con una parte del tendón extraído de un músculo grande de la pierna. Casi todas estas cirugías se realizan mediante una artroscópica de rodilla, en la cual se realizan cortes más pequeños que dejan menos cicatrices que la cirugía tradicional.
  • Después de la cirugía reconstructiva de LCP, le colocarán un soporte a lo largo de toda la pierna y comenzarán un programa de rehabilitación para fortalecer los músculos de la pierna alrededor de su rodilla.

Cuándo llamar a un profesional

Si su rodilla se inflama, deforma, duele o está inestable después de una lesión significativa, llame a su médico para una evaluación urgente.

Si desarrolla dolor en la parte frontal de su rodilla varias semanas después de haberla lesionado, programe una cita con su médico. No se les presta atención a muchos esguinces de LCP al momento de la lesión, por eso podría tener un esguince de LCP y no saberlo.

Pronóstico

En general, el 50 al 80% de todos los atletas con lesiones de LCP que reciben tratamiento sin cirugía vuelve a practicar deportes con el mismo nivel de intensidad después de la rehabilitación.

Entre las personas que tienen una cirugía reconstructiva de LCP, el 80% puede regresar al mismo nivel de actividad física en tres años después de la cirugía.

De haber complicaciones a largo plazo, muchas personas con esguinces de LCP desarrollan finalmente dolor por osteoartritis en la articulación de la rodilla lesionada. En promedio, el síntoma de la artritis comienza 15 a 25 años después de la primera lesión del LCP.

Información adicional

National Institute of Arthritis and Musculoskeletal and Skin Diseases (Instituto Nacional de Artritis y Enfermedades Musculoesqueléticas y de la Piel) Centro de Información de los Institutos Nacionales de Salud 1 AMS Circle Bethesda, MD 20892-3675 Teléfono: 301-495-4484 Gratuito: 1-877-226-4267 Fax: 301-718-6366 TTY: 301-565-2966 http://www.niams.nih.gov/

National Rehabilitation Information Center, NARIC (Centro Nacional de Información sobre la Rehabilitación, NARIC) 4200 Forbes Blvd. Suite 202 Lanham, MD 20706 Teléfono: 301-459-5900 Gratuito: 1-800-346-2742 TTY: 301-459-5984 http://www.naric.com/

American Academy of Orthopaedic Surgeons, AAOS (Academia Americana de Cirujanos Ortopedistas, AAOS) 6300 North River Road Rosemont, IL 60018-4262 Teléfono: 847-823-7186 Gratuito: 1-800-346-2267 Fax: 847-823-8125 http://orthoinfo.aaos.org/

National Athletic Trainers’ Association (Asociación Nacional de Entrenadores de Atletismo) 2952 Stemmons Freeway Dallas, TX 75247 Teléfono: 214-637-6282 Fax: 214-637-2206 http://www.nata.org/

American Physical Therapy Association (Asociación Americana de Fisioterapia) 1111 North Fairfax St. Alexandria, VA 22314-1488 Teléfono: 703-684-2782 Gratuito: 1-800-999-2782 TTY: 703-683-6748 Fax: 703-684-7343 http://www.apta.org/

Última revisión: 2007-12-17T00:00:00-07:00

Última modificación: 2008-08-15T00:00:00-06:00

Fuente: Copyright © 2008 por Harvard University. Todos los derechos reservados. Usado con el permiso de Staywell.

Para más información de Harvard, en Inglés, haga clic en el logotipo:


Un Comentario en “Lesiones del LCP (Ligamento cruzado posterior)”

  1. Lets shoot it when I’m down there. I’ll bring my Keltec so you can compare.I just shot a Sig P238 mini 1911 in .380. I quite liked it. The felt reocil was tiny compared to my LCP, not sure why. And the trigger was sublime. I was popping 6 inch steel plates at 15 yards with no problem.

Déjanos tu Comentario

Aviso Médico

El contenido del sitio VidaySalud.com es sólo para fines informativos y educativos. VidaySalud.com no es un sustituto de consejos médicos profesionales, de diagnósticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu médico con cualquier pregunta que puedas tener sobre una condición médica. Nunca desatiendas los consejos de tu médico profesional ni retrases el tratamiento que te recomienda debido a algo que hayas leído en VidaySalud.com.

Si piensas que puedes tener una emergencia médica, llama inmediatamente a tu médico o al 911 (o tu número local para emergencias médicas)

Para más detalles, haz clic aquí »

Cambiar a versión móvil