Enfermedades y Condiciones

Pie de atleta (Tiña del Pié)

¿Qué es?

El pie de atleta, también conocido como tiña del pié, es una infección del pie común causada por unos hongos llamados dermatofitos. Los dermatofitos, se encuentran en distintos lugares interiores y exteriores, se encuentran con frecuencia especialmente en los ambientes húmedos y cálidos de las piscinas, las duchas, los vestuarios y otras instalaciones deportivas, donde las personas caminan descalzas. Una vez que los dermatofitos contaminan la piel del pie, el ambiente húmedo y cálido de los calcetines y los zapatos sudados fomenta su crecimiento.

Síntomas

Los síntomas del pie de atleta incluyen:

  • picazón (comezón) intensa de los pies
  • áreas de piel agrietada, ampollada o descamada, especialmente entre los dedos del pie
  • enrojecimiento y escamas en las plantas de los pies

En la mayoría de las personas, los signos de infección se observan en la piel palmeada entre los dedos del pie. En algunas personas, la infección se disemina a una o más uñas de los dedos del pie y hace que la uña se vea sumamente gruesa y de color amarillo opaco.

Diagnóstico

Su médico le preguntará acerca de sus síntomas y los factores que lo vuelven más propenso a desarrollar pie de atleta, por ejemplo, el uso de duchas, centros o instalaciones deportivas públicas. También le preguntará acerca del tipo de zapatos y calcetines que usa, qué tipo de trabajo realiza y qué calzado usa para trabajar.

Generalmente, su médico puede diagnosticar el pie de atleta con sólo observar sus pies. Para confirmar el diagnóstico, el médico puede raspar suavemente algunas escamas de piel de la parte escamada del pie y colocarlas en una laminilla. Los dermatofitos que causan la infección suelen aparecer al observarlos con el microscopio.

Duración

Por lo general, toma varias semanas o hasta meses para que la infección responda al tratamiento. Incluso después de un tratamiento médico adecuado, la infección puede regresar con facilidad si los pies se exponen nuevamente a los hongos y a condiciones cálidas y húmedas. Por este motivo, muchas personas tienen infección de pie de atleta persistente o que regresa continuamente durante varios años. La cura consumada de la infección a menudo requiere cambios en el cuidado de los pies y el calzado que utiliza.

Prevención

Puede ayudar a prevenir el pie de atleta manteniendo sus pies limpios y secos. Más específicamente, intente lo siguiente:

  • Lávese los pies perfectamente todos los días y póngase un par de calcetines limpios después de su baño o su ducha.
  • Tómese el tiempo necesario para secarse los pies, incluya cada uno de sus dedos (especialmente el área palmeada entre los dedos del pie) después de tomar su baño, ducharse o nadar.
  • Si usa piscinas o duchas públicas, use chancletas o sandalias para evitar pisar pisos contaminados con hongos con los pies descalzos.
  • Elija zapatos de cuero en lugar de los de vinilo, ya que el cuero permite que los pies “respiren”. De ese modo, es más probable que se mantengan secos.
  • Use calcetines de algodón que absorben la transpiración.
  • Si es posible, no use el mismo par de zapatos dos días seguidos. Deje que los zapatos descansen unas 24 horas entre usos para que puedan airearse y secarse.
  • No comparta sus zapatos con nadie.

Tratamiento

Generalmente, los médicos comienzan a tratar el pie de atleta con la aplicación de medicamentos antihongos. Estos medicamentos incluyen la ciclopiroxolamina (Loprox), el clotrimazol (Lotrimin, Mycelex), el econazol (Spectazole), el ketoconazol (Nizoral), el miconazol (Micatin), la naftifina (Naftin), el oxiconazol (Oxistat), el sulconazol (Exelderm), la terbinafina (Lamisil), el terconazol(Terazol) y el tolnaftato (Desenex, Tinactin y otros). Algunos están disponibles sin receta médica. Es posible que el tratamiento dure varias semanas. Para aquellas personas que padecen de pie de atleta recurrente o desde hace mucho tiempo, los antimicóticos (antihongos) locales pueden aliviar los síntomas sin curar verdaderamente la infección.

Los medicamentos que se dan por boca pueden curar una infección de manera más satisfactoria. Sin embargo, todavía puede ser susceptible a las recurrencias, y es más probable que los medicamentos que se toman por boca causen efectos secundarios. Este tipo de medicamentos requieren receta médica e incluyen la griseofulvina (Fulvicin, Grifulvin, Grisactin), el itraconazol (Sporanox) y la terbinafina (Lamisil).

Cuándo llamar a un profesional

Si cree que tiene pie de atleta, intente usar pomadas, cremas o polvos antimicóticos (antihongos) de venta sin receta médica. Mantenga los pies lo más limpios y secos posible. Si estas medidas no ayudan, consulte a su médico. Llámelo para una evaluación y para iniciar un tratamiento más urgente si observa que el enrojecimiento se disemina o si tiene fiebre.

Si tiene diabetes y cualquier tipo de problemas en los pies, consulte a su médico inmediatamente. Las personas que tienen diabetes contraen infecciones de la piel con facilidad. Por lo tanto, deben consultar al médico apenas noten que aparece algo diferente (inusual) en el pie.

Pronóstico

Un medicamento aplicado en los pies por varias semanas, generalmente, puede curar el pie de atleta en aquellas personas que tienen síntomas nuevos o a corto plazo. Las infecciones recurrentes o crónicas del pie de atleta también se curan de esta manera, pero quizás requieran cambios significativos en el cuidado de los pies y varias semanas de tratamiento. Los casos más severos puede requerir medicamentos orales (tomados por boca). Incluso después de un tratamiento exitoso, las personas continúan estando en riesgo de reinfección si no siguen las pautas de prevención. Las recaídas ocurren con frecuencia.

Información adicional

American Podiatric Medical Association, APMA (Asociación Americana de Podiatría Médica) 9312 Old Georgetown Road Bethesda, MD 20814 Teléfono: 301-571-9200 Gratuito: 1-800-275-2762 Fax: 301-530-2752 Correo electrónico: askapma@apma.orghttp://www.apma.org/

Última revisión: 12-12-2007 T00:00:00-07:00

Última modificación: 15-08-2008 T00:00:00-06:00

Fuente: Copyright © 2008 por Harvard University. Todos los derechos reservados. Usado con el permiso de Staywell.

Para más información de Harvard, en Inglés, haga clic aquí:

2 Comments en “Pie de atleta (Tiña del Pié)”

  1. [...] Pie de atleta: en general se produce entre los dedos, donde la piel se pone roja y se cae, provocando ardor e inflamación. Este tipo de hongo puede transmitirse a través de los pisos mojados, las medias sudadas y los zapatos húmedos. [...]

  2. [...] Pie de atleta: en general se produce entre los dedos, donde la piel se pone roja y se cae, provocando ardor e inflamación. Este tipo de hongo puede transmitirse a través de los pisos mojados, las medias sudadas y los zapatos húmedos. [...]

Déjanos tu Comentario

Aviso Médico

El contenido del sitio VidaySalud.com es sólo para fines informativos y educativos. VidaySalud.com no es un sustituto de consejos médicos profesionales, de diagnósticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu médico con cualquier pregunta que puedas tener sobre una condición médica. Nunca desatiendas los consejos de tu médico profesional ni retrases el tratamiento que te recomienda debido a algo que hayas leído en VidaySalud.com.

Si piensas que puedes tener una emergencia médica, llama inmediatamente a tu médico o al 911 (o tu número local para emergencias médicas)

Para más detalles, haz clic aquí »

Cambiar a versión móvil