Síntomas

Gases (Flatulencia)

¿Qué es?

La palabra flatulencia se refiere al paso de gas intestinal (flato) a través del recto. El pasar gases es normal y cada ser humano lo hace al menos 14 veces por día, de manera consciente o inconsciente. En ocasiones la flatulencia (el paso de gas) ocurre más frecuentemente de lo normal y esto puede resultar un problema penoso. La flatulencia extrema puede hasta interferir con la capacidad de una persona de trabajar y socializar cómodamente con otras personas.

En la mayoría de los casos la flatulencia se relaciona con factores que se pueden controlar. Esto es porque los gases intestinales generalmente vienen de dos fuentes, el aire que tragamos o el trabajo que realizan las bacterias intestinales en los alimentos no digerido.

El tragar aire es una de las causas de la flatulencia. A pesar de que mucho del aire que tragamos se expulsa hacia arriba por la boca (se eructa), una pequeña cantidad pasa a los intestinos y se expulsa por el recto. Las personas tragan aire de muchas diferentes maneras, particularmente:

  • de manera inconciente tragan aire mientras hablan, especialmente cuando están enojados, emocionados o nerviosos.
  • al comer o beber de prisa (muy rápido)
  • al masticar goma de mascar (chicle)
  • al fumar
  • al beber bebidas carbonatadas (con gas)

Las bacterias en los intestinos pueden también producir gases cuando procesan los alimentos que pasan por el colon sin que se digieran en la parte superior del tracto digestivo. Algunos ejemplos comunes de alimentos que tienden a causar gas incluyen:

  • Alimentos ricos en fibra: estos incluyen frutas, frijoles, guisantes (chícharos, arvejas),  y salvado de avena.
  • Alimentos que contienen fructosa: la fructosa es un azúcar simple que está presente de manera natural en las frutas, especialmente en los higos, dátiles, ciruelas, peras y uvas. También se encuentra en cantidades más pequeñas en la cebolla, espárragos, alcachofas y trigo. La fructosa, en algunas ocasiones, se le agrega como endulzante a las sodas, jugos de frutas y a algunas galletas y pasteles (tortas).
  • Vegetales que contienen rafinosa: la rafinosa es un azúcar complejo que se encuentra en varios vegetales crucíferos (coliflor, col de Bruselas, brócoli, repollo o col) y en los frijoles. Los frijoles también contienen estaquiosa, otra forma de azúcar que se digiere mal.
  • Sorbitol: el sorbitol se utiliza para endulzar muchas gomas de mascar (chicles) y caramelos sin azúcar, y también puede agregarse como un ingrediente inerte a las medicinas.
  • Los productos lácteos que contienen lactosa, un azúcar que se encuentra en la leche: a las personas con intolerancia a la lactosa tienen dificultad para digerir la leche, el queso, el helado y otros productos lácteos. Estas personas generalmente tienen niveles muy bajos de lactasa, una enzima necesaria para digerir la lactosa. La intolerancia a la lactosa es muy común entre los afroamericanos, las comunidades indígenas americanas y los asiáticos. Puede aparecer a medida que envejece, aunque no haya tenido problemas para digerir la leche de niño o como adulto joven.

Con menor frecuencia, la flatulencia pueden ser un efecto secundario de ciertos medicamentos, especialmente de la colestiramina (Questran), que se utiliza para tratar el colesterol alto o la droga para dietas orlistato (Xenical). Puede ser también un síntoma del síndrome del colon irritable o de la giardiasis (una infección parasitaria).

Síntomas

La flatulencia es el paso de gas intestinal, ya sea voluntario o involuntario. Algunas personas que tienen flatulencia también se quejan de distensión (hinchazón) abdominal, otras no.

Diagnóstico

Generalmente una persona que padece de flatulencia está consciente del paso del gas. En algunas ocasiones, es más problemático para otros miembros de la familia o para los compañeros de trabajo.

Para investigar las causas, examine su estilo de vida, especialmente el modo en que ingiere sus comidas:

  • ¿Come la comida frecuentemente de manera rápida (a las carreras)?
  • ¿Toma muchas bebidas carbonatadas (con gas) o come muchas frutas o vegetales con un alto porcentaje de fibra, productos lácteos y alimentos dietéticos o sin azúcar? Lleve un diario para registrar lo que come y lo que bebe y la severidad de sus síntomas.
  • ¿Toma algún medicamento recetado o no recetado, incluyendo bebidas dietéticas o comidas dietéticas, que le causan flatulencia? Si usted sospecha que su problema está relacionado con los medicamentos, no deje de tomarlos. Llame a su médico y pídale su opinión.
  • ¿Es intolerante a la lactosa? Considere la posibilidad de dejar de tomar los productos lácteos durante dos semanas.

Duración

La duración de la flatulencia depende de la causa. Si la flatulencia está relacionada con los hábitos alimenticios (lo que come) o los hábitos en cuanto a cómo come, generalmente se va rápidamente una vez que usted identifique la fuente del problema y que haga los cambios necesarios en su dieta o en su estilo de vida.

Prevención

Generalmente, la flatulencia puede prevenirse si modifica sus hábitos en cuanto a cómo come y su dieta:

  • Coma y beba lentamente, en un ambiente tranquilo. Mastique bien sus alimentos antes de tragarlos.
  • Durante algunos de días, evite los alimentos que causan flatulencia frecuentemente, como frijoles, alimentos altos en fibras, vegetales crucíferos, bebidas carbonatadas (con gas) y productos sin azúcar que contengan sorbitol. Poco a poco, comience a incorporar estos alimentos en su dieta nuevamente, uno por uno, mientras que presta atención a sus síntomas. Esto le debería ayudar a determinar qué alimentos le producen la flatulencia. Entonces los podrá evitar.
  • Si necesita agregar más fibra a su dieta, aumente la fibra lentamente durante un periodo de días o semanas. Un incremento repentino de fibra en la dieta generalmente produce flatulencia, pero un incremento gradual, podría no hacerlo.
  • Si come frijoles, pruebe un producto que no requiere receta, como el Beano, que contiene enzimas que degradan (disuelven) los azúcares que no se digieren bien que se encuentran en los frijoles.

Tratamiento

Puede reducir la flatulencia probando:

  • medidas preventivas
  • medicamentos contra los gases que no requieren receta que contengan simeticone (Milanta II, Maalox II, Di-Gel) o bismuto (Pepto-Bismol, Bismatrol)
  • para los casos de intolerancia a la lactosa:
    • Tome tabletas de venta libre o líquidos que contengan la enzima lactasa antes de comer o de beber productos que contengan leche.
    • Hay productos lácteos bajos en lactosa disponibles en las tiendas de comestibles (supermercados, etc.).

Cuándo llamar a un profesional

Llame a su médico si tiene flatulencia con dolor abdominal, distensión (hinchazón) importante o un cambio repentino en sus hábitos para ir al baño a evacuar, ya sea estreñimiento o diarrea. También, llame a su médico, para consultarlo si lo que ha intentado para disminuir su flatulencia no ha funcionado.

Pronóstico

La flatulencia puede controlarse frecuentemente con cambios pequeños en su dieta o estilo de vida.

Información adicional

National Institute of Diabetes & Digestive & Kidney Disorders (Instituto Nacional de Diabetes y Trastornos Digestivos y del Riñón) Oficina de Comunicaciones y Relaciones Públicas Edificio 31, Room 9A04 Center Drive, MSC 2560 Bethesda, MD 20892-2560 Teléfono: (301) 496-3583 Fax: (301) 496-7422 http://www.niddk.nih.gov/

American College of Gastroenterology (ACG) (Colegio Americano de Gastroenterología) 4900 B South, 31st St. Arlington, VA 22206 Teléfono: (703) 820-7400 Fax: (703) 931-4520 http://www.acg.gi.org/

American Gastroenterological Association (Asociación Americana de Gastroenterología) 7910 Woodmont Ave. Seventh Floor Bethesda, MD 20814 Teléfono: (301) 654-2055 Fax: (301) 652-3890 http://www.gastro.org/

Última revisión: 11-07-2008T00:00:00-06:00

Última modificación: 2008-09-26T00:00:00-06:00

Fuente: Copyright © 2008 por Harvard University. Todos los derechos reservados. Usado con el permiso de Staywell.

Para más información de Harvard, en Inglés, haga clic aquí:

Déjanos tu Comentario

Aviso Médico

El contenido del sitio VidaySalud.com es sólo para fines informativos y educativos. VidaySalud.com no es un sustituto de consejos médicos profesionales, de diagnósticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu médico con cualquier pregunta que puedas tener sobre una condición médica. Nunca desatiendas los consejos de tu médico profesional ni retrases el tratamiento que te recomienda debido a algo que hayas leído en VidaySalud.com.

Si piensas que puedes tener una emergencia médica, llama inmediatamente a tu médico o al 911 (o tu número local para emergencias médicas)

Para más detalles, haz clic aquí »

Cambiar a versión móvil