Enfermedades y Condiciones

Trastornos de las glándulas salivales

¿Qué son?

Las glándulas salivales producen saliva y la liberan en la boca. Existen tres pares de glándulas salivales principales, relativamente grandes:

  • Glándulas parótidas: están localizadas en la parte superior de cada mejilla, cerca de la oreja. El conducto de cada glándula parótida se vacía dentro del interior de la mejilla, cerca de los molares (muelas) de la mandíbula superior.
  • Glándulas submandibular: en el piso de la boca, hay conductos que se vacían detrás de los dientes frontales inferiores.
  • Glándulas sublinguales: detrás de la lengua, hay conductos que se vacían dentro del piso de la boca.

Además de estas glándulas principales, hay 600 a 1.000 glándulas salivales menores, muy pequeñas esparcidas por toda la boca y la garganta. Se ubican bajo la piel húmeda que recubre los labios superiores, las mejillas superiores, el paladar, la región posterior de la garganta, la porción posterior de la lengua, la faringe y los senos nasales.

Algunos de los trastornos de las glándulas salivales más comunes incluyen:

  • Sialolitiasis: (cálculos de las glándulas salivales): a veces se forman cálculos pequeñísimos de calcio, llamados sialolitos o cálculos salivales. Aunque se desconoce la causa exacta de estos cálculos, a veces están relacionados con la deshidratación, que espesa la saliva; con la disminución de la ingesta de alimentos, que disminuye la demanda de saliva o con los medicamentos que disminuyen la producción de saliva, incluidos ciertos antihistamínicos, medicamentos para la presión arterial y medicamentos psiquiátricos. Algunos cálculos se alojan dentro de la glándula y causan síntomas. En otros casos, un cálculo bloquea el conducto de la glándula, parcial o completamente. Cuando esto sucede, la glándula típicamente causa dolor y se inflama (hincha) y el flujo de saliva se obstruye parcial o completamente. Esto puede estar seguido por una infección llamada sialadenitis.
  • Sialadenitis (infecciones bacterianas de una glándula salival): es una infección dolorosa que usualmente está causada por estafilococos, estreptococos, Haemophilus influenzae o bacterias anaerobias. Aunque es muy común entre los ancianos con cálculos de las glándulas salivales, la sialadenitis también puede ocurrir en bebés durante las primeras semanas de vida. Muchos factores incrementan el riesgo de esta condición, incluidos deshidratación, cirugía reciente, bebes prematuros, desnutrición, trastornos alimenticios, enfermedad crónica, cáncer, ciertos medicamentos (antihistamínicos, diuréticos, medicamentos psiquiátricos, betabloqueadores, barbitúricos y ciertos trabajos (tocar la trompeta y el soplado de vidrio). Sin tratamiento apropiado, la sialadenitis puede volverse una infección grave, especialmente en personas débiles o ancianas.
  • Infecciones virales: a veces las infecciones virales se alojan en las glándulas salivales, lo que causa inflamación en la cara, dolor y dificultad para comer. El ejemplo más común son las paperas. Síntomas similares pueden estar causados por otras enfermedades virales, virus paragripal, virus Coxsackie, virus ECHO y citomegalovirus.
  • Quistes: (sacos pequeñísimos llenos de pus): los bebés a veces nacen con quistes en la glándula parótida a causa de problemas relacionadas con el desarrollo del oído antes del nacimiento. Más tarde pueden formarse otros tipos de quistes en las glándulas salivales mayores y menores como resultado de lesiones traumáticas, infecciones, cálculos o tumores en las glándulas salivales. Uno de los tipos más comunes es una mucocele, quiste lleno de mucosidad que a menudo aparece dentro de labio inferior.
  • Tumores benignos: (tumores no cancerosos) alrededor del 80 por ciento de todos los tumores salivales ocurren en la glándula parótida y la mayoría son benignos (no cancerosos). El tipo más común de tumor benigno de glándulas parótidas, adenoma pleomórfico, generalmente aparece como un crecimiento leve, inflamación con dolor en la parte posterior de la mandíbula, justo debajo de el lóbulo de las orejas. Más del 95 por ciento de todos los tumores de las glándulas salivales ocurren en los adultos. Los factores de riesgo incluyen exposición a la radiación y posiblemente el hábito de fumar.
  • Tumores malignos: (tumores cancerosos) los cánceres de glándulas salivales a menudo ocurren en personas entre los 50 a 60 años de edad. Pueden ser tanto tumores de bajo grado (menos agresivos) como tumores avanzados (más agresivos). Los únicos factores de riesgo conocidos de los cánceres de glándulas salivales son el síndrome de Sjogren y la exposición a la radiación, aunque fumar también podría influir.
  • Síndrome de Sjogren: es un trastorno autoinmune crónico en el cual las defensas inmunes del cuerpo atacan las glándulas salivales, las glándulas lagrimales (glándulas que producen lágrimas), y ocasionalmente la transpiración de la piel y las glándulas sebáceas. En algunos casos, la enfermedad también afecta los pulmones, el hígado, la vagina, el páncreas, los riñones y el cerebro. La mayoría de las personas con esta enfermedad son mujeres que primero desarrollan síntomas durante la mediana edad. En alrededor del 50 por ciento de los casos, la enfermedad ocurre junto con la artritis reumatoide, el lupus eritematoso sistémico (lupus), la esclerodermia o la polimiositis.
  • Sialadenosis: (agrandamiento no específico de la glándula salival). A veces, las glándulas salivales se agrandan y no hay signos de infección, inflamación o tumor. Este agrandamiento no específico, llamado sialadenosis, la mayoría afecta las glándulas parótidas y su causa sigue siendo desconocida. La sialadenosis podría desarrollarse en obesos, embarazadas o mujeres que están amamantando y en personas con desnutrición, trastornos alimenticios, cirrosis alcohólicos, insuficiencia renal (riñón), problemas tiroideos u otras enfermedades.

Síntomas

Los síntomas varían según el tipo específico de los trastornos de glándulas salivales:

  • Sialolitiasis: el síntoma más común es una inflamación dolorosa, usualmente en el piso de la boca. El dolor podría empeorar al comer porque los cálculos obstruyen el flujo de saliva.
  • Sialadenitis: los síntomas podrían incluir una inflamación sensible y dolorosa en la mejilla, secreción de pus, con sabor nauseabundo desde el conducto dentro de la boca, y en algunos casos, fiebre, escalofríos y malestar general (sensación generalizada de estar enfermo).
  • Infecciones virales: los primeros síntomas podrían incluir fiebre, dolor de cabeza, dolores musculares, dolor articular (en las articulaciones), poco apetito y malestar general. Estos síntomas están seguidos de inflamación en las glándulas parótidas usualmente en ambos lados de la cara, en las mejillas y debajo de las orejas, y dificultad para abrir la boca.
  • Quistes: causan un bulto indoloro que a veces crece lo suficiente como para interferir al comer, hablar, masticar o tragar. Los mucoceles pueden explotar y liberar un líquido de color amarillo claro.
  • Tumores: inflamación de crecimiento leve, a veces dolorosa, es el síntoma más común de los tumores cancerosos y no cancerosos de las glándulas salivales. Esta inflamación puede observarse en las mejillas, debajo del mentón, sobre la lengua o sobre el paladar.
  • Síndrome de Sjogren: causa sequedad en la boca, caries, infecciones frecuentes en la boca, inflamación de las glándulas salivales, sialolitos e infecciones de las glándulas salivales recurrentes. También causa sequedad en los ojos, que podría causar infecciones oculares crónicas, úlceras en la córnea y pérdida de la visión. Podría también haber dolor muscular, dolor articular, desnutrición, pérdida de peso y muchos otros síntomas.
  • Sialadenosis: esta condición típicamente causa inflamación indolora de las glándulas parótidas de ambos lados de la cara, en las mejillas y debajo de las orejas.

Diagnóstico

Después de describir sus síntomas, el médico revisará su historia clínica y antecedentes de hábito del cigarrillo, medicamentos que actualmente toma y alimentos que ingiere. El médico también podría preguntarle si:

  • estuvo recientemente hospitalizado por cirugía, porque ingerir menos alimentos y líquidos después de la cirugía pueden aumentar el riesgo de cálculos e infecciones de las glándulas salivales
  • recibió radioterapia para el cáncer de cabeza y cuello
  • le diagnosticaron paperas o lo vacunaron contra las paperas
  • estuvo recientemente expuesto a una persona con gripe u otras enfermedades virales
  • tiene algún trastorno autoinmune, como artritis reumatoide

Luego, su médico examinará su cabeza y cuello, incluidos el área dentro de la boca. El médico presionará delicadamente en el área de sus mejillas y mandíbula para detectar inflamación, áreas sensibles y cálculos de las glándulas salivales. Luego, según sus síntomas, antecedentes y exámenes físicos, el médico podría ordenar uno o más de los siguientes exámenes:

  • radiografías para detector cálculos de las glándulas salivales
  • resonancia magnética (IRM) o tomografía computada (TAC) para detectar tumores y cálculos que no se ven en las radiografías
  • aspiración con aguja fina (una aguja fina para extirpar las células de las glándulas salivales) para determinar si el tumor es canceroso
  • sialografía: mediante la cual se coloca un tinte dentro del conducto de la glándula para poder ver las vías por donde pasa el flujo salival
  • análisis de sangre para medir los anticuerpos contra las infecciones virales específicas o anticuerpos para el síndrome de Sjogren
  • biopsia de glándulas salivales (extirpar una pequeña porción de tejido) para diagnosticar un quiste, tumor o síndrome de Sjogren
  • examen de la función de las glándulas salivales para ayudar a diagnosticar el síndrome de Sjogren.
  • análisis de sangre para detectar problemas nutricionales u hormonales que pueden causar sialadenosis
  • exámenes oculares especiales para detectar signos del síndrome de Sjogren

Duración

La duración del problema de las glándulas salivales depende del trastorno específico:

  • Sialolitiasis: a veces los cálculos pequeños salen del conducto por sí solos. No obstante, los cálculos más grandes por lo general permanecen en la glándula hasta que se los elimine.
  • Sialadenitis: cuando la infección se trata con antibióticos apropiados, los síntomas usualmente comienzan a desaparecer en 48 horas.
  • Infecciones virales: en las paperas, los síntomas usualmente duran alrededor de 10 días.
  • Quistes: un quiste pequeño y superficial puede ser un problema breve y el mismo puede drenar por sí solo. No obstante, los quistes grandes, a menudo siguen agrandándose hasta que se los extirpa quirúrgicamente.
  • Tumores: duran hasta que se los extirpa.
  • Síndrome de Sjogren: es una enfermedad de por vida.
  • Sialadenosis: cuando la sialadenosis está relacionada con un problema médico, esta generalmente persiste siempre que persista el problema médico.

Prevención

Usted puede disminuir el riesgo de infecciones virales de las glándulas salivales si se vacuna contra las paperas y la gripe.

Aunque no existen pautas específicas para protegerse contra otros tipos de trastornos de las glándulas salivales, es útil hacer lo siguiente:

  • evitar fumar
  • seguir una dieta sana
  • tomar seis a ocho vasos de agua a diario para evitar deshidratarse
  • practicar una buena higiene oral, además de cepillarse regularmente los dientes y usar hilo dental

Tratamiento

El tratamiento varía según el trastorno:

  • Sialolitiasis: si el cálculo se localiza cerca del final del conducto, su médico podría presionar delicadamente para que salga. Los cálculos más profundos pueden extirparse quirúrgicamente.
  • Sialadenitis: el tratamiento incluye beber líquidos o recibirlos por vía intravenosa (a través de la vena); antibióticos; compresas en la glándula infectada; estimular el flujo de saliva al masticar caramelos ácidos y sin azúcar y beber jugo de naranja. Si estos métodos no curan la infección, puede hacerse una cirugía para drenar la glándula.
  • Infecciones virales: dado que estas infecciones casi siempre desaparecen por sí solas, el tratamiento se enfoca en aliviar los síntomas haciendo reposo en cama, bebiendo líquidos para prevenir la deshidratación, y tomando acetaminofén (Tylenol) para aliviar el dolor y la fiebre.
  • Quistes: los quistes pequeños podrían drenar por sí solos sin tratamiento. Los quistes grandes pueden extirparse usando cirugía tradicional o cirugía con láser.
  • Tumores benignos: los tumores no cancerosos usualmente se extirpan quirúrgicamente. En algunos casos, se recurre a los tratamientos con radiación después de la cirugía para prevenir la recurrencia del tumor.
  • Tumores malignos: los tumores pequeños en la etapa inicial y de bajo grado pueden tratarse solo con cirugía. No obstante, los tumores más grandes y de alto grado usualmente requieren radiación después de la cirugía. Los tumores que no se pueden operar se tratan con radioterapia o quimioterapia.
  • Síndrome de Sjogren: para el tratamiento de los síntomas relacionados con las glándulas salivales, las opciones incluyen la pilocarpina (Salagen), un medicamento para ayudar a aliviar la sequedad en la boca; goma de mascar sin azúcar, caramelos para estimular la producción de saliva y evitar el cigarrillo, las bebidas cefeinadas, el alcohol, los alimentos picantes y alimentos ligeramente ácidos.
  • Sialadenosis: el tratamiento tiene como objetivo corregir cualquier problema médico subyacente. Una vez que el problema médico mejora, las glándulas salivales deberían achicarse hasta alcanzar su tamaño normal.

Cuándo llamar a un profesional

Póngase en contacto con su médico si desarrolla un bulto persistente o inflamación en cualquier área de la garganta, mandíbula, mejillas, lengua o paladar duro. Llame a su médico o dentista de inmediato si el bulto:

  • es doloroso, de color rojo y sensible
  • está acompañado de fiebre y escalofríos
  • interfiere con su capacidad para abrir la boca, hablar, masticar o tragar

Pronóstico

El pronóstico depende del trastorno:

  • Sialolitiasis: si el cálculo se extirpa de inmediato, el pronóstico es por lo general excelente. En alrededor del 20 por ciento de las personas, los cálculos vuelven a formarse.
  • Sialadenitis: con tratamiento adecuado con antibiótico, el pronóstico es generalmente muy bueno. El mayor riego de complicaciones es en ancianos y personas con enfermedades crónicas y que causan debilidad.
  • Infecciones virales: la mayoría de las personas se recuperan por completo sin complicaciones.
  • Quistes: en la mayoría de los casos, el pronóstico es bueno. Aunque los quistes se vuelven a formar en algunas personas, estos a menudo pueden extirparse sin complicaciones.
  • Tumores benignos: el pronóstico es usualmente muy bueno, aunque los tumores vuelvan a formarse en algunas personas hasta 10 a 15 años después del haber extirpado el primer tumor.
  • Tumores malignos: el pronóstico es usualmente mejor en los tumores de las glándulas parótidas y peor en los canceres de glándulas salivales sublinguales y glándulas salivales menores; cánceres que han invadido el nervio facial cercano o cánceres avanzados que se han diseminado (metastatizado).
  • Síndrome de Sjogren: el pronóstico varía; algunas personas tienen solo síntomas leves y otras manifiestan formas más graves de la enfermedad que afectan su calidad de vida.
  • Sialadenosis: una vez tratada la enfermedad subyacente, las glándulas salivales usualmente recuperan su tamaño normal.

Información adicional

National Institute of Dental and Craniofacial Research (Instituto Nacional de Investigación Dental y Craneofacial) National Institutes of Health Bethesda, MD 20892-2190 Teléfono: 301-496-4261 Correo electrónico: nidcrinfo@mail.nih.govhttp://www.nidcr.nih.gov/

American Academy of Otolaryngology, Head and Neck Surgery (Academia Americana de Otolaringología, Cirugía de Cabeza y Cuello) One Prince St. Alexandria, VA 22314-3357 Teléfono: 703-836-4444 Correo electrónico: info@entnet.orghttp://www.entnet.org/

American Association of Oral & Maxillofacial Surgeons (Asociación Americana de Cirujanos Bucomaxilofaciales) 9700 West Bryn Mawr Ave. Rosemont, IL 60018-5701 Teléfono: 847 678-6200 Gratuito: 1-800-822-6637 Fax: 847-678-6286 Correo electrónico: inquiries@aaoms.orghttp://www.aaoms.org/

National Cancer Institute, NCI (Instituto Nacional para el Tratamiento del Cáncer, NCI) U.S. National Institutes of Health Public Inquiries Office (Institutos Nacionales de Salud Pública de Estados Unidos, Oficina de información) Building 31, Room 10A03 31 Center Drive, MSC 8322 Bethesda, MD 20892-2580 Teléfono: 301-435-3848 Gratuito: 1-800-422-6237 TTY: 1-800-332-8615 Correo electrónico: cancergovstaff@mail.nih.govhttp://www.nci.nih.gov/

American Cancer Society, ACS (Sociedad Americana del Cáncer, ACS) 1599 Clifton Road, NE Atlanta, GA 30329-4251 Gratuito: 1-800-227-2345 http://www.cancer.org/

Última revisión: 2007-06-27T00:00:00-06:00

Última modificación: 2008-08-20T00:00:00-06:00

Fuente: Copyright © 2008 por Harvard University. Todos los derechos reservados. Usado con el permiso de Staywell.

Para más información de Harvard, en Inglés, haga clic en el logotipo:


11 Comments en “Trastornos de las glándulas salivales”

  1. [...] Trastornos de las glándulas salivales [...]

  2. [...] Trastornos de las glándulas salivales [...]

  3. [...] Trastornos de las glándulas salivales [...]

  4. [...] Trastornos de las glándulas salivales [...]

  5. MI MAMA TIENE LA VOCA SECA ASE DOS AÑOS Y NO PUEDE COMO Q PUEDE ASER

  6. TIENE ARTRITIS REUMATICA Q PUEDE HACER PARA Q TEN GA SALIVA

  7. hace seis meses me salio un quiste en el paladar duro (lado izquierdo, es indoloro. asistí al medico de mi seguro, pero el sistema de salud es lento, aun no me han tratado,me preocupa mi situación, pues ha crecido un poco. es grave?

  8. Hola, quería saber a que especialista tengo que acudir, porque la medico de cabecera me ha dicho que se lo pregunte al otorrino ( ya que me ha mandado por otra cosa del oído), que ella no puede hacer nada.

    Gracias

  9. Hola,
    Quisiera saber Si hay algun avanse para estirpar un tumor benigno. Tengo entendido que es una operacion grande y con riesgos.el que tengo no es muy grande pero me gustaria hacer algo. Muchas gracias por su ayuda.
    Nancy

  10. Hola,
    Quisiera saber sobre un tumor benigno como es la operacion Si hay algun adelanto, y cuanto riesgo tiene.no es muy grande pero me preocupa.
    Muchas gracias

    Nancy Rodriguez

  11. Mi papá no puede comer (literal) ya que TODO LO QUÉ RECIBE EN LA BOCA LE SABE DULCE “SUPER DULCE” y le da asco y ganas de vomitar. Por lo tanto ha bajado de peso. Por favor, Ayúdame

Déjanos tu Comentario

Aviso Médico

El contenido del sitio VidaySalud.com es sólo para fines informativos y educativos. VidaySalud.com no es un sustituto de consejos médicos profesionales, de diagnósticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu médico con cualquier pregunta que puedas tener sobre una condición médica. Nunca desatiendas los consejos de tu médico profesional ni retrases el tratamiento que te recomienda debido a algo que hayas leído en VidaySalud.com.

Si piensas que puedes tener una emergencia médica, llama inmediatamente a tu médico o al 911 (o tu número local para emergencias médicas)

Para más detalles, haz clic aquí »

Cambiar a versión móvil