Comparte este artículo:

La leche materna es mejor que la fórmula.  Contiene un alto valor nutritivo e importantes anticuerpos que ayudarán a tu bebé a combatir algunas enfermedades.

Entre los 4 y 6 meses de edad, la mayoría de los niños están listos para comer alimentos sólidos — empezando por el cereal infantil, seguido por legumbres, frutas y carnes en puré.

Es posible que al principio no le gusten los alimentos sólidos a tu bebé, pero ¡sigue intentando!

El darle a tu bebé comida preparada en casa es maravilloso, pero no te preocupes si estás muy ocupada.  Está bien comprar comida sana envasada.  Pero siempre revisa la información sobre la nutrición en las etiquetas.

Comentarios