Las bombas de insulina podrían ser mejores para los niños con diabetes tipo 1

iStock_000024357664XSmall_SergiyN

Si tu hijo tienes diabetes tipo 1 y se inyecta insulina para controlar la enfermedad, es posible que pueda sustituir las inyecciones por una bomba de insulina, que puede ser más conveniente para los niños y ocasionar menos complicaciones.

Un estudio reciente, llevado a cabo por unos investigadores australianos, y publicado en la edición del 18 de agosto de la revista Diabetología, parece indicar que las bombas de insulina controlan mejor la diabetes tipo 1 en los niños que las inyecciones.

Según su directora, la Dra. Elizabeth Davis, del Hospital Pediátrico Princesa Margarita, en Perth, Australia, se trata del estudio más grande que se ha hecho sobre el uso de las bombas de insulina en los niños, y el que tiene un período de seguimiento más largo sobre el tema. El estudio confirma que este tratamiento, o terapia con la bomba de insulina, proporciona una mejoría en el control de la glucemia, que se prolonga al menos durante siete años.

En el estudio se compararon los resultados de 345 niños que tenían entre 2 y 19 años de edad, que usaron bombas de insulina para controlar la diabetes tipo 1, con los de otros 345 niños de las mismas edades que recibieron inyecciones de insulina. El período de seguimiento de los niños fue de tres años y medio.

Durante el período de seguimiento, los episodios de hipoglucemia grave (niveles de glucemia en la sangre peligrosamente bajos) se redujeron a la mitad en los niños que usaron las bombas de insulina. En los niños que recibieron inyecciones de insulina, en cambio, los episodios de hipoglucemia grave aumentaron (de unos siete episodios por cada cien participantes en un año a más de diez al final del estudio).

Por otra parte, los investigadores observaron que hubo menos hospitalizaciones por cetoacidosis diabética en el grupo que usó bombas de insulina que en el grupo que usó inyecciones (2.3 y 4.7 por cada 100 pacientes por año respectivamente). La cetoacidosis diabética es una complicación frecuente entre los niños con diabetes tipo 1. Se produce cuando el organismo, por una escasez de insulina, comienza a quemar grasas y a producir moléculas ácidas de cetona, lo que provoca síntomas y complicaciones, que a veces hacen necesaria la hospitalización del paciente.

De los 345 niños con bombas de insulina, 38 dejaron de usarlas en algún momento del estudio: seis en el primer año, siete en el segundo, diez en el tercero y los demás después de los tres años.  Según los investigadores, algunos niños dejaron de usar la bomba porque se cansaron de la atención que debían prestarle para su funcionamiento, o porque se preocupaban del aspecto que tenía.

Otros niños a veces se aburren y abandonan la bomba temporalmente, pero luego empiezan a usarla de nuevo.

La Dra. Patricia Vuguin, endocrinóloga pediátrica del Centro Médico Pediátrico Cohen, en New Hyde Park, Nueva York, y experta en diabetes, no se sorprendió de los resultados del estudio. Dice la Dra. Vuguin que el tratamiento estándar para la diabetes tipo 1 consiste en una terapia diaria de varias inyecciones de insulina. Pero durante los años 70, se introdujo la terapia con la bomba de insulina, que consiste en una infusión subcutánea continua de insulina. La terapia con la bomba de insulina se ha ido haciendo más popular, probablemente a causa de los avances técnicos, que permiten más comodidad y un mejor estilo de vida para el paciente.

Tampoco se sorprendió de los resultados del estudio Virginia Peragallo-Dittko, directora ejecutiva del Instituto de Diabetes y Obesidad del Hospital de la Universidad de Winthrop, en Mineola,  Nueva York. Según ella, la bomba de insulina le proporciona la insulina al organismo de una forma parecida a como lo hace el páncreas. Comparada con inyectarse varias veces,  logra una dosificación más flexible de la insulina, porque permite que se reduzca durante el ejercicio o aumente cuando la enfermedad lo requiera. Sin embargo, el estudio carece de un seguimiento que monitoree a largo plazo los efectos de las bombas de insulina en los niños.

Si tu hijo padece de diabetes tipo 1 y requiere varias inyecciones de insulina, habla con su médico sobre la terapia con la bomba de insulina y pídele que te explique sus ventajas y sus inconvenientes para el niño. Quizá sea una mejor opción para él.

Imagen © iStockphoto.com / SergiyN


Accede gratis a nuestro reporte especial: 11 Pasos para Vivir una Vida Saludable.

Nota sobre los comentarios:

Te invitamos a dejar tu comentario, pero pedimos tu comprensión: VidaySalud.com es una editorial de salud, no un consultorio. No podemos dar diagnósticos específicos ni recomendar tratamiento para las situaciones individuales. Lo que sí hacemos es tomar en cuenta todos los comentarios y preguntas para decidir cuál será el nuevo contenido del sitio. Así que te invitamos a que regreses con frecuencia y uses la casilla de "Búsqueda" para descubrir nuevos artículos sobre el tema que te preocupa. Si no hallas algo hoy, dinos lo que buscas y te prometemos que lo encontrarás pronto.

Por favor no uses el sitio como sustituto de consejos médicos profesionales, de diagnósticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu médico con cualquier pregunta que puedas tener sobre una condición médica. Nunca desatiendas los consejos de tu médico ni retrases el tratamiento que te recomienda debido a algo que hayas leído aquí.

Con cariño, Doctora Aliza

Presentar Observaciones

Tu nombre y dirección de correo electronico nunca serán vendidos o compartidos con cualquier otra organización -- nunca.

Requerido *

Esta configuración sólo debe utilizarse en su computadora personal o de trabajo.

¿Olvidaste tu contraseña?

×
.