Comparte este artículo:

ESTIMADA MAYO CLINIC:

Hace un año me extirparon un tumor pequeño del seno, pero no se encontró cáncer.  Tengo 25 años y llevo tres meses de embarazo.  ¿Tendré problemas con la lactancia?

RESPUESTA de la Dra. Shannon Laughlin, Obstetricia y Ginecología, Mayo Clinic de Rochester en Minnesota, Estados Unidos:

La lactancia no debería ser un problema para usted.  A excepción de los casos en los que se realiza amplia cirugía en ambas mamas, las mujeres que han tenido algún procedimiento en los senos, en su gran mayoría, no tienen problemas para amamantar ni más riesgo de presentar complicaciones.  Sin embargo, si esto le preocupa o tiene alguna pregunta al respecto, converse con su obstetra o con una enfermera especializada en la lactancia antes de que nazca el bebé.

En la mayoría de casos, la leche materna es ideal para el bebé porque contiene el equilibrio perfecto de nutrientes.  La leche materna es más fácil de digerir que la leche comercial de fórmula y contiene anticuerpos que refuerzan el sistema inmune del bebé.  Por ello, la mejor recomendación para toda nueva madre es que amamante a su bebé.

Las mamas se componen de tejido conectivo, que comprende una red de lóbulos con glándulas lácteas capaces de producir leche y unos conductos diminutos (conductos lácteos) que transportan la leche hasta el pezón.  Para poder amamantar bien, los conductos lácteos y nervios de la mama deben funcionar adecuadamente.  La cirugía de las mamas, a veces, puede dañar esos conductos y nervios; pero en casos como el suyo, lo positivo es que usted todavía podrá amamantar a su bebé aunque algunos nervios y conductos lácteos de las mamas estuviesen dañados a consecuencia de la extirpación del tumor mamario.

En ciertos procedimientos, como biopsias mamarias e inclusive la cirugía para reducir el tamaño de las mamas, el método quirúrgico utilizado también puede ayudar a garantizar que la lactancia sea una alternativa factible en el futuro.  En la mayoría de casos, a menos que todos los nervios y conductos sufran daños, la mujer todavía puede amamantar sin tener ningún problema vinculado a la cirugía del seno misma.

Lo que puede dificultar o imposibilitar la lactancia son los procedimientos quirúrgicos que afectan los conductos lácteos y nervios o aquellos que interfieren de manera importante con el pezón, a pesar de que hasta en esos casos, la lactancia todavía podría ser eficaz con un solo seno.  Las mujeres en esa situación necesitan recibir más apoyo con la lactancia porque amamantar con un solo seno podría ser un asunto complicado, pero trabajar con una enfermera especializada en lactancia (preferiblemente una consultora en lactancia con acreditación internacional) eso puede ayudarlas a sobrepasar los obstáculos de la lactancia.

Por otro lado, posiblemente le agrade saber que la mastectomía parcial (lumpectomía o tumorectomía) y otras operaciones de las mamas no aumentan el riesgo de complicaciones durante la lactancia, tales como quistes lácteos (galactoceles) o inflamación e infección de las mamas (mastitis).  Esas afecciones comunes no se presentan con más frecuencia entre quienes se sometieron a cualquier cirugía mamaria que entre las demás madres que amamantan a sus hijos.

Dado su historial médico, es importante que vigile estrechamente cualquier cambio en sus senos.  Si durante o después del embarazo usted notara algún nuevo bulto, bolita, dolor u otro cambio raro, consulte con su médico a fin de evaluar el asunto lo antes posible.

Afortunadamente, la cirugía y otros procedimientos mamarios rara vez imposibilitan la lactancia, pero es comprensible que existan dudas e interrogantes.  En su caso particular, posiblemente valga la pena que converse con el obstetra al respecto.  Aparte de hablar con el obstetra o con la enfermera especializada y antes de que nazca el bebé, quizás usted desee informarse sobre los recursos sobre la lactancia que la institución médica donde la atienden ofrece a las nuevas madres.  La mayoría de hospitales cuenta con consultoras de planta que pueden trabajar con usted durante el embarazo y después del parto.

Imágen © iStockphoto.com / Goldmund Lukic

 

Comentarios