Comparte este artículo:

Un accidente cerebrovascular (ACV), también conocido como apoplejía o derrame cerebral, ocurre cuando se detiene o se interrumpe el flujo de la sangre -y el oxígeno que contiene- al cerebro. Es una situación de emergencia ya que puede causar daño permanente o inclusive la muerte.

Los factores de riesgo incluyen presión alta, fibrilación auricular, diabetes, colesterol alto y antecedentes familiares de ACV. La obesidad y el consumo de alcohol, tabaco o drogas ilegales también influyen. Si tienes alguno de estos factores, habla con tu médico sobre lo que puedes hacer para reducir tu riesgo.

Comentarios