Comparte este artículo:

Un estudio reciente  ha encontrado una relación entre la longitud del pene y el largo de los dedos, específicamente, del dedo índice y  anular de la mano derecha de los hombres. Aquí te contamos más sobre este hallazgo y cómo puede ayudar al desarrollo científico este dato que parece más bien curioso. Entérate de estos detalles y deja de hacerte problema. ¿No se te ocurrirá usar guantes para tu próxima cita romántica, o si?

Si vas a dejar que alguien te lea las manos, quizás prefieras que no sea una mujer, ya que puedes revelarle algo más que tu futuro: ¡la longitud de tu pene! Así lo ha detectado un estudio reciente desarrollado por científicos de Corea del Sur, según el cual la diferencia entre el largo de los dedos índice y anular estaría relacionada con la longitud del pene.

Los científicos consideran que esta relación viene determinada desde la mismísima gestación, etapa en que las altas concentraciones de la hormona testosterona (o la hormona masculina) estimulan una mayor actividad testicular y conducen a una proporción de los dedos más baja en el bebé en desarrollo.

Específicamente, los investigadores del Departamento de Urología del Hospital Gil de la Universidad de Gacheón, Corea del Sur, encontraron que cuando la proporción del largo de los dedos índice y anular de la mano derecha es más baja, más largo suele ser el pene. Para ello consideraron lo que se denomina “proporción de los dedos”, que se calcula dividiendo la longitud del dedo índice por la del dedo anular.

¡Espera un momento! Antes de comenzar a hacer cuentas, recuerda que los hombres suelen preocuparse por el tamaño de su pene (algo que a las mujeres no les importa tanto, en verdad), a pesar de que la mayoría lo tiene de un tamaño promedio. Esto es, con una longitud de 2,5 a 10 centímetros (1 a 4 pulgadas) en estado de flacidez.

Por supuesto, estos hallazgos no te ayudarán a cambiar el tamaño de tu pene (para ello existen varios métodos más o menos eficaces que ya explicamos en otro artículo de www.vidaysalud.com), pero sí ayudan a comprender cómo los genes que influyen en la producción de las hormonas como la testosterona, se relacionan con el desarrollo de las extremidades (los brazos y las piernas) y de los sistemas como el urológico (que tiene que ver con el aparato genital masculino, los riñones, la vejiga, etc.). A la vez, se espera que una mayor comprensión de estos mecanismos resulte útil para seguir investigando condiciones clínicas relacionadas con problemas del desarrollo en los hombres.

Aunque curioso, éste no es el primer estudio que demuestra cómo la longitud de los dedos de la mano puede ayudar a predecir otros aspectos relacionados con el aparato reproductor masculino.  Una investigación iniciada por la Universidad de Warwick y el Instituto de Investigación del Cáncer del Reino Unido que se dio a conocer el año pasado, ya había revelado que los hombres con dedos índices largos corrían menor riesgo de contraer cáncer de la próstata.

El cáncer de la próstata, que se desarrolla en la glándula que se encuentra situada debajo de la vejiga de los hombres y encargada de producir el semen, es la segunda causa más común de muerte por cáncer en los hombres de todas las edades, aunque es raro en menores de 40 años.

Cuanto antes se detecte el cáncer de la próstata, mejor responderá al tratamiento. Los síntomas de esta enfermedad son:

  • Problemas para orinar, como dolor, dificultad para iniciar o detener el flujo de orina o goteo.
  • Dolor en la parte baja de la espalda.
  • Dolor al eyacular.

Otras problemas comunes que pueden ocurrir en la próstata incluyen:

  • Prostatitis: una infección causada en la mayoría de los casos por bacterias.
  • Hiperplasia prostática benigna o HPB: indica un aumento en el tamaño de la próstata, que puede causar goteo después de orinar o la necesidad de orinar con frecuencia, especialmente por la noche.

Ahora déjate de mirar tu mano y de pensar en si se da o no esta relación. Es más importante prestar atención a la salud de tu próstata para que puedas seguir viviendo una vida larga y una relación sexual satisfactoria con tu pareja.

Imágen © iStockphoto.com / Spauln

Comentarios