Comparte este artículo:

Un nuevo estudio respalda hallazgos anteriores que sugieren que el consumo de marihuana puede estar relacionado con un mayor riesgo de cáncer testicular.

La marihuana, el cáñamo y el cannabis son nombres comunes de las plantas del género Cannabis. El término cáñamo se usa a menudo para referirse a las cepas de cannabis cultivadas específicamente para la producción de papel, cuerda y tela. Se utilizan otras cepas de cannabis para elaborar drogas recreativas y medicinales. La diferencia más importante entre los principales tipos de plantas de cannabis es la cantidad del compuesto psicoactivo tetrahidrocannabinol (THC) que contienen.

El cannabis ha sido estudiado para el tratamiento de una serie de condiciones, incluyendo el eczema, la epilepsia, el dolor crónico, el insomnio y los síntomas de la esclerosis múltiple (EM). Los beneficios más significativos han sido identificados en el tratamiento del dolor crónico y los síntomas de la esclerosis múltiple.

En un estudio publicado en el medio profesional Cancer, los investigadores analizaron los datos de 163 hombres diagnosticados con cáncer testicular y 292 hombres de características similares sin cáncer para evaluar la posible asociación entre el uso recreativo de drogas y el riesgo de cáncer testicular.

Los investigadores encontraron que en comparación con los hombres que nunca habían consumido marihuana, los hombres que habían consumido marihuana por lo menos una vez tenían el doble de riesgo de desarrollar cáncer testicular. Por el contrario, el consumo de cocaína se relacionó con una disminución del riesgo de cáncer.

El cáncer testicular puede ser identificado como seminoma o no seminoma. Los tumores no seminoma pueden ser clasificados como carcinoma embrionario, carcinoma de saco vitelino, coriocarcinoma o teratoma. A menudo, los tumores son de diversos tipos mixtos. Cuando se evaluó para el tipo de tumor, el consumo de marihuana se relacionó específicamente con un mayor riesgo de tumores no seminomas y mixtos.

Los autores concluyeron que el uso de marihuana puede estar relacionado con un mayor riesgo de cáncer testicular. Un estudio publicado en 2009 reportó resultados similares, sin embargo, esto sólo sugiere una posible asociación y no prueba una relación causa-efecto. Se necesita más investigación.

 

Imagen © iStock / Scott Cramer

Comentarios