Comparte este artículo:

Que no te tomen el pelo…

En este momento más hombres como tú están leyendo este mismo artículo, intentando encontrar una respuesta para la pregunta del millón: “¿qué puedo hacer contra la calvicie?”.  Hasta la fecha se han inventado miles de productos, desde cremas y pastillas, hasta champú y lociones… pero hoy en día muchos siguen luchando sin encontrar una respuesta definitiva. Entonces, ¿valen la pena los productos para detener la caída del cabello?

La manera más efectiva de saber si un producto para controlar la pérdida del pelo vale la pena, es pensando si lo que ofrece es posible o no. En primer lugar, la calvicie aún no tiene cura ni prevención definitivas, así que no es posible que te ofrezcan tal solución. Y en segundo lugar, no es recomendable creer en milagros y falsas promesas como que vas a recuperar todo tu cabello de la noche a la mañana, o que vas a detener la caída del cabello para siempre.

¿Qué sí se puede esperar de un tratamiento o solución para la calvicie? Entre las opciones que pueden funcionar están, por ejemplo, los productos que retrasan la caída del cabello y las soluciones que ayudan a reemplazar el cabello caído con trasplantes y otros métodos.

Aunque sea difícil de creer que el cabello puede volver a crecer, actualmente existen varios métodos que buscan estimular el cuero cabelludo para lograrlo. Y aunque todo indica que sí son verdad, no es razonable esperar que estos tratamientos hagan crecer la melena que tenías en la adolescencia.

A continuación te contamos la verdad sobre algunos de los productos para la calvicie…

Propecia o Proscar

Si eres uno de los hombre que estás preocupado por que no quieres perder tu cabello de la noche a la mañana, con seguridad has escuchado hablar de esta medicina. Su nombre científico es Finasterida, y es una de las pocas medicinas aprobadas por la Administración de Drogas y Alimentos (FDA por sus siglas en inglés) en Estados Unidos. Es una medicina que se ha aprobado exclusivamente para los caballeros y debe comprarse con receta médica.

La Finasterida se encarga de disminuir los niveles de dihidrotestosterona (DHT), y así no sólo evita la caída del cabello tan rápido como antes, sino que también promueve que algunas partes del cabello vuelvan a crecer. ¿Verdad o mentira? Todo parece indicar que es verdad, y los datos en los últimos años indican que ha funcionado para el 85% de los hombres que tomaron la píldora.

Sin embargo, pueden pasar hasta 6 meses para que veas resultados y el efecto se mantiene siempre y cuando no pares de tomar la medicina. Tan pronto la detengas, el cabello se caerá tan o más rápido que antes. Además, al parecer puede afectar tu sexualidad. Muchos hombres han reportado tener problemas con sus erecciones cuando toman este medicamento.

Rogaine

Probablemente ya conozcas el popular Rogaine, la marca de un medicamento llamado Minoxidil. La fama de este producto no es en vano… es uno de los más antiguos y además fue el primero (y uno de los pocos) en recibir aprobación de la FDA. Rogaine se puede comprar sin receta médica y es muy fácil de usar pues se aplica directamente en el cuero cabelludo dos veces al día para estimular los folículos pilosos (donde crece el cabello) con el objetivo de retrasar la caída y promover que crezca cabello nuevo.

¿Verdad o mentira? Aunque no hay suficientes estudios, sí se ha podido comprobar que muchos hombres dejan de perder su cabello tan rápidamente como antes, y algunos han manifestado que les ha vuelto a crecer un poco de cabello. Sin embargo, no es tan efectivo como Propecia y, al igual, la calvicie regresa tan pronto se deja de aplicar.

Trasplantes de cabello

Cuando ya has perdido gran parte de tu cabello, todavía existen opciones para cubrir tu cabeza de forma natural. El trasplante de cabello es un procedimiento mediante el cual te retiran mechones donde todavía te crece el cabello, y se trasplantan en las zonas donde lo has perdido por completo. Así, la zona que se está quedando calva recupera los folículos pilosos que le permitirán seguir creciendo cabello.

¿Verdad o mentira? Las buenas noticias es que el tratamiento es real y posible. Aunque no vas a recuperar toda tu cabellera frondosa con él, sí tiene resultados permanentes y confiables. Pero… el problema es que puede causar infección o cicatrices en tu cuero cabelludo. Además, es un tratamiento tan costoso que realmente muy pocas personas pueden someterse a un tratamiento de estos.

Peinillas de láser

La esperanza más reciente para quienes sufren por la calvicie parece llegada del futuro: una peinilla láser. ¿Cómo funciona? En realidad no es una peinilla. Es un pequeño aparato que se agarra con la mano y, al pasarse por encima del cuero cabelludo, emite rayos láser suaves que estimulan los folículos pilosos para que crezca el cabello nuevamente.

¿Verdad o mentira? Es importante tener en cuenta que este tratamiento es el tercero en recibir aprobación de la FDA. Eso quiere decir que no es una estafa, aunque suene demasiado bueno para ser cierto. Además, tanto en las pruebas que se hicieron antes de salir a la venta, como en sus primeros años de uso, se han podido ver resultados positivos. Sin embargo, es tan reciente que hasta ahora no se ha podido comprobar su efectividad a largo plazo y se necesitará más tiempo y estudios para poder saber qué tan permanentes son sus resultados.

Antes de probar cualquiera de estas “soluciones”, consulta a tu médico, ya que la calvicie puede ser signo de otros problemas de salud. Pero la pregunta de fondo que deberías hacerte es si realmente vale la pena gastar tu dinero y tus energías probando diferentes tratamientos para evadir o esconder la calvicie. Quizá el aceptar tu cuerpo con los cambios naturales que los años traen podría ser más sencillo, más económico y te ayudará a estar más tranquilo con tu apariencia física. Lo que vale y perdura es lo que se tiene por dentro.

 

Imagen © iStock / ozgurdonmaz

Comentarios