Comparte este artículo:

Dormir no es opcional, el sueño es indispensable

¿Te interesa saber por qué dormimos? ¿Para qué sirve el sueño? ¿Qué pasa si no dormimos lo suficiente? ¿Cuánto tiempo se recomienda dormir? ¿Si dormir más es mejor? Aquí encontrarás las respuestas a todas estas preguntas.

¿Alguna vez te has preguntado por qué dormimos? Si te pones a pensar es algo extraño: generalmente cuando oscurece, nos sentimos cansados, nos acostamos, cerramos los ojos y quedamos como paralizados. Los mamíferos también necesitan dormir y en el reino animal, cuando los animales están dormidos son más vulnerables a que los ataquen otros animales. Entonces… tiene que haber alguna o varias razones para que duerman y los científicos las han estado buscando. De hecho, así como cuando no comes no te sientes bien, si no duermes tampoco. Dormir es muy importante para la salud. Es más, así como cuando no comes tienes hambre, cuando no duermes te da sueño, es algo inconsciente. Dormir es una función que requerimos, es una necesidad.

Aunque sabemos que necesitamos dormir, los investigadores no han descifrado todos los enigmas, aunque si hemos aprendido algunas cosas acerca del sueño.

Inicialmente los científicos pensaban que el sueño podría servir para conservar energía (ya que el metabolismo se reduce como un 10% mientras dormimos por la inactividad); otra teoría es la de restaurar y rejuvenecer al cuerpo  ya que durante el sueño, se sintetiza proteína, el músculo crece, los tejidos se reparan, la hormona de crecimiento se librea principalmente durante el sueño) y en muchos animales a los que no se les permite dormir, su sistema de defensa deja de funcionar y fallecen en cuestión de semanas.

Por ejemplo, los expertos creen que necesitamos el sueño para que nuestros cuerpos y especialmente nuestro cerebros se recuperen. Los experimentos con ratas han enseñado que durante el día las células del cerebro crean conexiones causadas por las experiencias nuevas y durante la noche las conexiones importantes se refuerzan, mientras que las que no son importantes se remueven, especialmente mientras duermen. Otro estudio de la University of Rochester Medical Center en Nueva York, también en ratas, demostró que durante la noche mientras dormían, su cerebro eliminaba algunos químicos (como si se estuviese limpiando de productos de deshecho).

Uno de los hallazgos más recientes de porqué dormimos es la correlación entre los cambios en la estructura y la organización del cerebro. Es lo que se conoce como plasticidad, que aún no se entiende por completo, pero que tiene implicaciones en relación a dormir. Además, juega un papel importante en el desarrollo del cerebro de los bebés y los niños pequeños. Si te fijas, los bebés pasa 13 a 14 horas del día durmiendo, y los investigadores han encontrado que la mitad del tiempo la pasan en el periodo de REM del sueño, que corresponde al sueño con movimiento ocular rápido que es el período en que se sueña más. Esto tiene que ver con la plasticidad del cerebro y cuando se aprende.

Dormir le da a tu cuerpo un pequeño descanso para que se prepare y se organice  para el día siguiente. Pero en realidad, aunque tu mente está descansando y se está restaurando, existe actividad en tu cerebro que le permite fortalecerse. Es una función crítica para nuestro bienestar.

O sea, durante el día nuestro cerebro obtiene muchísima información pero para que esa información, se capte, se registre, se procese, se almacene y se consolide en nuestra memoria a largo plazo, necesitamos dormir. El sueño también nos ayuda a reparar los tejidos, a sintetizar las hormonas, a que podamos crecer los músculos y hasta para rejuvenecer. Para estar sanos  necesitamos dormir.

¿Qué pasa si no dormimos lo suficiente?

La falta de sueño tiene un efecto negativo en nuestra longevidad y nuestra salud, hasta puede afectar negativamente nuestra seguridad, ya que aumentan los accidentes automovilísticos y laborales en las personas que trabajan con máquinas en donde pueden lesionarse. La falta de sueño también afecta nuestro estado de ánimo, nuestra habilidad de aprender, la habilidad para concentrarse, el rendimiento en la escuela, en el trabajo y, cuando es crónico, puede aumentar el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas como la obesidad, enfermedades cardiovasculares, la diabetes y causar muerte prematura. O sea, acorta nuestra vida.

Obviamente si no se duerme bien una noche la persona se siente cansada e irritable, después de dos noches sin dormir la persona tiene dificultad para concentrarse, para pensar y para realizar lo que haría normalmente; después de cinco noches sin dormir una persona empieza a tener alucinaciones (por ejemplo, ve cosas que no son reales).  El deterioro del cerebro aumenta a medida que se le impide dormir.

Dormir más tampoco es bueno

Me refiero a más de 9 horas en los adultos (especialmente en forma regular). Interfiere con el ciclo circadiano, nuestro reloj biológico interno que determina ciertos cambios físicos y mentales. Dormir más puede causar cansancio o somnolencia como si hubiésemos experimentado un cambio en el horario (como de “jet lag”). Algunas personas notan dolor de cabeza, dolor de espalda y hasta puede aumentar el riesgo de desarrollar diabetes o un accidentes cerebrovascular.

¿Cuánto tiempo se recomienda dormir?

El tiempo que se recomienda dormir depende de la edad. Mientras se recomienda entre 7 y 9 horas para los adultos, se recomienda de 11 a 14 horas para los niños de un año;  los niños de edad escolar necesitan entre 9 y 11 horas y los adolescentes necesitan entre 8 y 10 horas. Eso de acumular la falta de sueño para luego dormir “extra” no funciona bien. Lo mejor es tener buenos hábitos y buenas rutinas en relación a nuestros patrones de sueño.

La expresión de “medio dormido” cuando se está muy cansado por falta de sueño podría ser una descripción correcta. Algunos estudios sugieren que la falta de sueño puede hacer que partes del cerebro están inactivas cuando estamos despiertos.

Se continúan realizando estudios que nos proporcionarán cada vez más información pero como ves, definitivamente sabemos que dormir es indispensable para mantener una vida larga y saludable. Disfruta tus días y tus noches a lo máximo, y “que sueñes con los angelitos”.

Si tienes problemas para dormir, consulta a un profesional calificado. Si vives en Estados Unidos y no tienes seguro, quizá podrías calificar en una de las opciones de cobertura médica para personas de bajos ingresos para Medi-Cal o Medicaid. Obtén información en una agencia de departamentos humanos de tu localidad. Si vives en California puedes obtener información en www.CoveredCalifornia.com/es, en el resto del país visita https://www.cuidadodesalud.gov/es/

También puedes visitar el intercambio de seguros médicos de tu estado. En California puedes ir a www.CoveredCA.com/es o llamar al 1-800-300-0213. Los centros comunitarios de salud en tu comunidad podrían ayudarte a tener acceso a servicios médicos si no calificas para un programa de cobertura de salud, en California podrías encontrar un centro de salud en www.californiahealthplus.com.

 

Imagen © iStock / gilaxia

 

Comentarios