Comparte este artículo:

E. coli O104:H4. No es un código secreto ni del número de un expediente. Es el nombre de la bacteria que está alarmando a toda Europa e incluso a otros países. Aquí te contamos de qué se trata este brote que cobrado más de 29 víctimas en esa región, para que conozcas más sobre este tema.

Hace unos días se ha despertado una alerta de salud importante en Europa, más específicamente desde el norte de Alemania, donde se inició un extraño brote de E.coli que ya ha contagiado a más de 2 mil personas en 12 países y ha provocado la muerte de más de 20 de ellas (29), en su mayoría mujeres.

El E. coli es una bacteria que usualmente vive en el intestino sin causar daño. Su nombre completo es Escherichia coli y, en realidad, puede ser de distintos tipos o cepas, algunas de las cuales son capaces de provocar gastroenteritis que incluyen síntomas como diarrea, vómito y dolor abdominal.

En general, esta condición mejora espontáneamente después de 5 a 10 días, pero en algunos casos la E. coli es tan potente que puede causar diarrea con sangre, deshidratación, insuficiencia renal y hasta la muerte. Algo similar a lo que ha ocurrido en Europa en estos días.

Allí, específicamente, la bacteria responsable del brote ha sido una cepa rara llamada O104:H4, que ha provocado que muchos de los infectados desarrollen algo denominado síndrome urémico hemolítico (SUH): una complicación que puede ser mortal. Este síndrome se produce porque las sustancias tóxicas destruyen los glóbulos rojos y dañan los riñones.

Las infecciones por E. coli se pueden adquirir al consumir alimentos que contienen la bacteria, ya sean carnes crudas o mal cocidas o frutas y verduras mal lavadas, o al tragar agua en una piscina contaminada con desechos humanos.

En el caso de Europa, finalmente se identificó el origen de la infección que comenzó en Alemania, fue a través de germen de soya (soja) contaminado. No es la primera vez que este vegetal se ha asociado a infecciones, ha habido mínimo 30 brotes registrados por germen de soya contaminado ya sea por E. coli. o Salmonella en el pasado.

Desgraciadamente los agricultores de lechuga, tomates, pepinos y otros vegetales de la región se han visto afectados ya que debido a la alerta de salud el gasto tanto en frutas y verduras ha disminuido abruptamente luego de este incidente.

Paralelamente, se han registrado unos cuántos casos, apenas 11 hasta el momento en que armamos esta nota, de personas que habían viajado a Alemania  y regresaron al país infectados con esta bacteria (en un caso una persona que tuvo contacto con una persona del norte de Alemania que se infectó con la bacteria). Afortunadamente, todos estaban fuera de peligro.

Según reportes recientes, las autoridades alemanas afirmaron que el número de casos nuevos está disminuyendo.

Mientras tanto, para evitar cualquier tipo de infecciones provocadas por la E. coli, aún las más leves, se sugiere:

  • Lavar bien las frutas y las verduras,
  • Comer las carnes bien cocidas,
  • No utilizar la misma tabla para cortar la carne y la verdura sino una para cada tipo de alimento, y lavarlas bien luego de usarlas.

Por último, recuerda que los síntomas que provoca una infección de E. coli pueden incluir dolor abdominal, diarrea y vómitos. Si tienes síntomas especialmente si son severos o persisten, no tardes en consultar al médico.

Imágen © iStockphoto.com / Valentin Russanov

Comentarios