Comparte este artículo:

Estimada Mayo Clinic:

Hace 3 años y medio me sometí a la cirugía bariátrica y me encuentro bien.  He cumplido asiduamente con las citas de seguimiento y he tomado 200 miligramos de calcio con vitamina D a diario.  Hace seis meses me rompí el pie, pero no cicatriza.  ¿Qué puedo hacer para fortalecer nuevamente los huesos?

Respuesta del Dr. Daniel Hurley, Endocrinología, Mayo Clinic de Rochester en Minnesota, Estados Unidos:

Su situación no es rara después de la cirugía bariátrica (para perder peso).  A fin de determinar la razón por la que su pie no cicatriza, es necesario investigar un poco, antes de decidir cuál es la mejor manera de tratar la causa subyacente.  Si bien es posible que usted no reciba la cantidad suficiente de vitaminas y minerales para mantener fuertes los huesos, también se deben considerar otros factores.

La cirugía bariátrica limita la cantidad de alimento que una persona puede comer y digerir.  Hace tres años y medio, las operaciones bariátricas más comunes eran la colocación de bandas gástricas (Lap Band®) y la derivación gástrica (Y de Roux).  El tipo de procedimiento realizado es uno de los factores determinantes para la cantidad de suplemento de vitaminas y minerales necesaria después de la cirugía.

Ambos tipos de operación restringen la ingesta de alimentos, pero la derivación gástrica es la única que limita la absorción de alimentos, incluso de vitaminas y minerales.

En el bandeo gástrico, el cirujano coloca una banda alrededor de la porción superior del estómago, creando una pequeña bolsa gástrica para la comida.  La banda restringe la cantidad que la persona puede comer y hasta una pequeña cantidad de comida provoca la sensación de llenura.

En la cirugía de derivación gástrica, el cirujano crea una pequeña bolsa en la parte superior del estómago y sella el resto.  Luego, el cirujano conecta la bolsa del estómago al intestino delgado para no permitir el ingreso de la comida al estómago ni primera parte del intestino delgado, a fin de que se absorban menos calorías de los alimentos ingeridos.

El bandeo gástrico no altera la capacidad del organismo de absorber vitaminas y minerales.  Por ello, es menos probable que se altere la capacidad de cicatrización ósea después de ese tipo de operación.  La cirugía de derivación gástrica, en cambio, podría afectar la capacidad de su organismo de obtener suficiente calcio y vitamina D de las fuentes alimenticias y suplementos que toma para mantener sanos los huesos.

Cualquiera que sea el caso, primero, es necesario obtener una radiografía del pie para ver por qué no cicatriza.  Podría ser que se trate de una fractura grave que requiere más tratamiento para cicatrizar adecuadamente.  Segundo, se le debe realizar un examen de densidad mineral ósea para determinar si presenta pérdida ósea u osteoporosis, enfermedad que adelgaza y vuelve frágiles a los huesos, colocándolos en riesgo de sufrir fracturas.  Tercero, su médico debe medirle los niveles de calcio y vitamina D.

El calcio es importante porque ayuda a mantener fuertes los huesos.  Las fuentes más ricas de calcio son la leche y los productos lácteos fortificados con vitamina D.  Cuando después de la derivación gástrica, los productos lácteos producen diarrea u otros problemas digestivos, ingerir suplementos de calcio y vitamina D puede garantizar que la ingesta sea adecuada.

Sin embargo, hay que tener cuidado con el tipo de suplemento de calcio que se toma.  El más común es el carbonato de calcio, pero para que el organismo lo absorba eficazmente, debe descomponerlo el ácido estomacal.  Lo que ocurre después de la derivación gástrica, es que la comida ingerida no atraviesa por tanto ácido estomacal como en circunstancias normales del proceso digestivo.  La mayor parte del ácido se produce en la porción más grande del estómago por la que los alimentos no pasan.  Por ello, es posible que usted no absorba tanto calcio como cree y talvez desee considerar cambiar a otro tipo de suplemento de calcio, como por ejemplo, el citrato de calcio que puede absorberse incluso con niveles menores de ácido estomacal.

La vitamina D es importante porque ayuda a transportar el calcio desde el intestino al torrente sanguíneo y luego lo fija en los huesos para hacerlos fuertes.  Sin la suficiente cantidad de vitamina D, los huesos no logran recibir suficiente calcio.

Evaluar y tratar adecuadamente una situación como la suya puede ser asunto complicado.  Se debe tratar con éxito el asunto de la rotura del pie y, además, su médico no sólo debe determinar si los problemas subyacentes aumentan el riesgo de pérdida ósea y fracturas de huesos, sino también verificar que usted obtenga los minerales y vitaminas necesarios.

A fin de determinar el tratamiento y seguimiento médico adecuados, le recomiendo que consulte con un endocrinólogo o con un médico perito en nutrición y experimentado en pacientes con cirugía bariátrica.

Para obtener información detallada sobre cómo prevenir la pérdida ósea y tratar la osteoporosis, visite el sitio electrónico de la Fundación Nacional de Osteoporosis  (www.nof.org).

Para más información de la Mayo Clinic haz clic en el logotipo:

Copyright © 2011 por Mayo Clinic.  Todos los derechos reservados.

Imágen © iStockphoto.com / powershot

Comentarios