Comparte este artículo:

Ahora que están por empezar las clases nuevamente y que se avecina el otoño, las autoridades federales de los EUA se preparan y ofrecen una variedad de opciones actualizadas en respuesta a lo que se ha visto hasta ahora en relación al flu o gripe H1N1. Aquí en Vida y Salud te traemos sus recomendaciones.

El CDC, la Secretaría del Departamento de Servicios de Salud Humanos, la Secretaría de Educación y la Secretaría de Homeland Security esta semana recomendaron que se mantenga un balance entre el riesgo de la influenza (el flu) en las comunidades y la interrupción que podría causar en cuanto a la educación y a la comunidad en general.

Según ellos, la recomendación para las escuelas es sólo una parte de la prevención de la infección que incluye muchas otras, como la vacunación. Sin embargo, es una parte importante porque se espera que el inicio del año escolar coincida con un aumento en el número de personas afectadas ya que los casos del flu o gripe típicamente aumentan en el otoño e invierno.

Las autoridades federales dicen que contamos con la vacuna contra el flu que se prepara cada año y esperan tener una contra el H1N1 para mediados de octubre.

Obviamente la prevención del flu es responsabilidad de todos. Incluye buenos hábitos de higiene como el lavarse las manos y vacunarse, pero recomiendan también que:

  • Los que tengan síntomas del flu se queden en casa mínimo 24 horas después de que la fiebre desaparezca.
  • Si un niño o una persona tiene síntomas que sugieran que tiene el flu mientras está en la escuela, que lo envíen a otro salón hasta que se vaya a su casa. Que las escuelas tengan un plan para continuar la educación de los estudiantes que tengan que permanecer en casa, ya sea por teléfono, con paquetes de tarea en casa, con lecciones por internet o de otra forma. Y que las escuelas tengan forma de cubrir las posiciones importantes como las de las enfermeras.
  • Si los casos de flu o gripe H1N1 causaran un número muy alto de casos severos, con hospitalizaciones y muertes, los funcionarios en las escuelas podrían pedirle a los padres que revisen a los niños cada mañana para asegurarse de que se encuentran bien y en caso de que tengan fiebre que no los lleven a la escuela. Incluso podrían chequear a los niños cuando llegan a la escuela para que los que están enfermos se regresen a su casa. Si un miembro de la familia está enfermo, se recomienda que los estudiantes permanezcan en casa por cinco días a partir del día en que se desarrolla la enfermedad.

Las autoridades dicen que cuando se trata del flu (o influenza) o gripe H1N1 hay muchas cosas que no se pueden predecir, pero la planeación y la preparación es lo mejor. El gobierno está haciendo su parte, tú puedes ayudar. Aquí en Vida y Salud te mantendremos informado. Si deseas más información, puedes ir a www.flu.gov.

Comentarios