Comparte este artículo:

Un estudio encontró que, en el caso de las mujeres jóvenes, la diabetes puede hacer que aumente hasta cuatro veces su riesgo de tener problemas del corazón. Aquí te contamos más detalles sobre este hallazgo y como mantener tu diabetes bajo control.

La diabetes es una enfermedad silenciosa que, si no se controla, puede causar varias complicaciones, algunas de ellas graves — tanto en las mujeres como en los hombres — en varios partes del cuerpo: en la vista, los riñones, los nervios y el sistema cardiovascular, entre otras. Aunque la diabetes no es una enfermedad exclusiva de las mujeres, y la diabetes puede afectar la vida sexual en ambos sexos, hay ciertos cuidados especiales que tienen que tener las mujeres aunque no tengan diabetes. Por ejemplo, durante el embarazo ya que pueden desarrollarla en ese momento, es lo que se conoce como diabetes gestacional).

Pero un estudio alerta a las mujeres, especialmente en las jóvenes, que padecen de diabetes tipo 2 para que procuren hacer todo lo posible para prevenir los problemas cardiovasculares, ya que encontró que especialmente las jóvenes (las menores de 60 años de edad) pueden llegar a cuadriplicar sus posibilidades de tener un evento coronario (un ataque al corazón). Es lo que hallaron unos especialistas de la Facultad de Medicina de la Universidad Johns Hopkins en este estudio que fue el primero en enfocarse en las mujeres jóvenes y de mediana edad. Curiosamente, en el caso de los hombres, la diabetes no afecta ni modifica este riesgo.

Para llegar a estos resultados, que han sido publicados en la revista Diabetes Care, los investigadores analizaron los datos de más de 10 mil personas sin antecedentes de enfermedad cardiaca, que participaron en tres grandes estudios: el Programa de Investigación GeneSTAR, el Estudio Multiétnico de Aterosclerosis y la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición, NHANES III, y les hicieron un seguimiento de más de 12 años. Así comprobaron que las mujeres, que a priori tienen menos riesgo cardiovascular que los hombres (porque no tenían antecedentes de enfermedades cardiovasculares), cuando desarrollan diabetes tienen más posibilidades de sufrir un problema cardíaco.

Entre los motivos que podrían justificar esta relación, los investigadores incluyeron factores hormonales y genéticos, sin considerar el sobrepeso, la hipertensión, el colesterol o el tabaquismo, que de por sí son factores de riesgo para la salud del corazón de las personas de ambos sexos.

Y tú, ¿tienes tu diabetes bajo control? Seas hombre o mujer, ten en cuenta que según la Asociación Americana de la Diabetes, dos de cada tres personas con diabetes mueren por una enfermedad cardiaca o un derrame cerebral (accidente cerebrovascular) y esta enfermedad causa más muertes al año que el cáncer del seno y el SIDA juntos.

Por eso, si tienes diabetes tipo 2, recuerda que lo principal para que la controles consiste en llevar una dieta sana y balanceada y practicar alguna actividad física regular, además de controlar el sobrepeso.  Aprende reconocer los alimentos y las porciones para llevar una dieta sana y balanceada y a comer en horarios regulares, elige alimentos bajos en grasa (especialmente grasa saturada) y altos en fibra (como frutas, vegetales, granos integrales), limita los azúcares refinados (presentes en las golosinas y el pan blanco, por ejemplo) y no abuses de la sal.

Y por supuesto, no dejes de hacerte los chequeos médicos regulares y toma las medicinas como te recomienden, si las necesitas. Consulta tus dudas con tu médico y tu equipo de salud. Ellos puede ayudarte a encontrar los hábitos más apropiados para que cuides tu salud, de acuerdo a tus gustos y costumbres.

 

Imagen © iStock / denphumi

Comentarios