Comparte este artículo:

Pasar horas y horas sentado(a), ya sea por razones de trabajo, o por entretenimiento, ante cualquier tipo de pantalla, perjudica la salud.  Un estudio de la Universidad de Indiana ha encontrado que permanecer una hora sentado(a) puede tener un gran impacto en las arterias de las piernas, pero un paseo de sólo 5 minutos puede contrarrestar ese efectoComo en muchas otras ocasiones, el ejercicio llega al rescate…  

Para muchos, trabajar sentado(a) es más que una ventaja, una bendición.  Mucho más cómodo que hacerlo de pie, o tener una ocupación que exija demasiado esfuerzo físico.  Como en todo, los extremos no son los más adecuados, especialmente para la salud.   En un comunicado emitido recientemente por la Universidad de Indiana en relación a una investigación sobre el tema, se estima que los adultos estadounidenses pasan unas 8 horas al día sentados.  Por varias razones: el trabajo, el desplazamiento en automóvil, descansar frente al televisor o mantenerse comunicado e informado a través de la computadora.  Por esa comodidad, sin embargo, se paga un precio en salud. Verás por qué.

El comunicado de prensa también enfatiza que solamente una hora de estar sentado crea problemas en el funcionamiento del endotelio.  ¿Sabes qué es y cómo te afecta? Ahora te explico.

El endotelio es la capa que reviste y protege el interior de los vasos sanguíneos.  Hace un tiempo se creía que esa era su única función.  Sin embargo, a través de continuas investigaciones se sabe que cumple una gran variedad de tareas, entre ellas: el regular, mantener y controlar las funciones del sistema cardiovascular al producir y liberar componentes que, a su vez, activan varias reacciones químicas necesarias para que el cuerpo funcione bien. Como la dilatación o el estrechamiento de los vasos sanguíneos, por ejemplo.  Esta capacidad de dilatarlos y contraerlos  es vital para que el flujo de la sangre pueda adaptarse a las necesidades de cada uno de los órganos y los tejidos del cuerpo, aumentándose o reduciéndose a conveniencia.

En resumen, mientras mejor funcione el endotelio, con mayor facilidad se evita el desarrollo de  enfermedades del corazón. Y a la inversa, por supuesto. Imagínate entonces lo perjudicial que resulta el sedentarismo para esta importante capa de tejido y tu salud general.

El equipo de investigadores de la Universidad de Indiana demostró esa relación al examinar los efectos de estar sentado durante 3 horas en 11 hombres sanos y que no eran obesos. Los participantes, entre los 20 y los 35 años de edad, se sometieron a dos ensayos.

En el primero, los hombres permanecieron sentados durante 3 horas sin mover las piernas.  Al empezar el estudio y luego una vez cada hora, se midió el funcionamiento de la arteria femoral de cada uno con un manguito de presión arterial y también con ultrasonido.

Durante el segundo ensayo, los participantes permanecieron sentados durante 3 horas, pero con la diferencia de que se les permitió caminar en una cinta (estera) durante 5 minutos a la media hora, a las 1.5 horas y a las 2.5 horas.  Lo hicieron a paso lento (el equivalente a 2 millas/3.2 km por hora.  En este ensayo también se les midió el funcionamiento de la arteria femoral usando el manguito de tomar la presión y con ultrasonido.

Entre los hallazgos de la investigación, publicados en la revista Medicine & Science in Sports & Exercise, tenemos:

  • La capacidad de las arterias para expandirse se redujo en hasta un 50 por ciento al pasar una hora sentados
  • Los participantes que caminaron durante 5 minutos cada hora no experimentaron reducción en el funcionamiento adecuado de las arterias durante las 3 horas que estuvieron sentados
  • El mejoramiento del flujo sanguíneo obtenido mediante el ejercicio sirvió para compensar el impacto negativo de permanecer inmóvil una o más horas.

¿Qué significa esto en tu caso si trabajas sentado(a), estudias largas horas o sencillamente te desplomas ante la televisión? Que debes estar más alerta a las consecuencias negativas que tu comportamiento implica y que debes tomar algunas medidas para evitarlo. El levantarte a estirar las piernas y caminar por la oficina cada vez que puedas, puede ser el comienzo.  Hay toda una serie de ejercicios que puedes hacer en el escritorio que también facilitan la circulación sanguínea.  Tu nivel de energía y tu rendimiento aumentarán porque, de paso, evitas el cansancio y el entumecimiento. Y a largo plazo, te evitarás problemas cardiovasculares.

En Vida y Salud, repetimos con frecuencia los beneficios de hacer ejercicio, pero ponemos doble énfasis en recomendártelo si el tipo de vida que llevas es demasiado sedentario.  Recuerda, la receta es levantarte y dar unos pasos (un paseo breve) cada hora.

Imagen © Thinkstock / De Visu

Comentarios