Comparte este artículo:

El hígado graso es una condición muy poco conocida, pero es muy comúnmente presentada en varios pacientes y no se dan cuenta van a tener alguna sintomatología especifica; sencillamente dicen, “tengo un sueno durante el día; un poquito de falta de concentración”, etc. Por esto no se le da mucha importancia a este tema del hígado graso, ya que es asintomático. Es sólo con estudios en los estudios y las pruebas de función hepatica vamos a ver enzimas elevadas.

Lo más importante aquí, independientemente de los síntomas que puedan presentarse o detectarse, es la prevención. Por eso siempre es importante hacer un chequeo completo para darse cuenta de la condición hepática. Es aconsejable hacerse estos chequeos desde la adolescencia, para evitar que se generen enfermedades como colesterol o triglicéridos altos, que pueden ser causantes del acido úrico elevado o de otras cosas porque porque obviamente el hígado es la glándula que metaboliza todas las sustancias que ingerimos. Desde alimentos, bebidas y medicamentos, todo pasa por hígado. Así que en el caso de la prevención del hígado graso, es muy importante moderar la alimentación y hacerse chequeos médicos con frecuencia.

Comentarios